Miquel Mir reclama un pacto entre administraciones para "prohibir" la promoción turística en Baleares

EP | 30/08/2022

El conseller de Medio Ambiente y Territorio, Miquel Mir, durante una entrevista en la sede de la Conselleria.

El conseller de Medio Ambiente y Territorio, Miquel Mir, ha reclamado un debate "amplio, sereno y honesto" que pueda derivar en un pacto "de país" entre fuerzas políticas y administraciones competentes para "prohibir" la promoción turística o, al menos, plantearse "congelar o detener" cualquier estrategia en este sentido.

En una entrevista, el conseller de MÉS per Mallorca argumenta que más allá de las últimas polémicas surgidas en el Consell de Mallorca y, en las últimas horas, en el Ayuntamiento de Palma, el tema de fondo que es necesario poner sobre la mesa es el del sentido de la promoción de un destino que ya está "nítidamente identificado en los mercados nacional e internacional".

"Estamos hipermegapromocionados por el efecto acumulado de las anteriores décadas y hemos llegado a un punto de presión antrópica y saturación turística que hace necesario el acuerdo entre partidos y administraciones, especialmente tras lo visto este verano. En otros momentos la promoción pudo tener sentido, pero ahora se tiene que acabar", apunta.

En relación a la propuesta conocida este lunes por parte del Ayuntamiento de Palma, Mir se ha mostrado "prudente" antes de conocer en qué se concreta finalmente.

Según el responsable de Medio Ambiente y Territorio del Govern, es un debate "del que ya no se puede huir". Para Mir, la problemática ya alcanza no solo a los propios residentes sino también a los turistas, entre quienes "ya ha calado la percepción de que la saturación es evidente y que ahora se encuentran problemas para disfrutar las Islas que antes no se daban".

El conseller reconoce que no es habitual que un representante del Govern hable en estos términos de temas como el de la promoción o la contención, que "hasta hace poco eran tabú e intocables", pero asegura que lo hace "por convicción" y porque cree que un representante público "debe intentar analizar la realidad para tratar de encontrar soluciones".

Sin embargo, afirma que nunca "se ha sentido solo" en el Consell de Govern defendiendo estos planteamientos, a pesar de las "sanas discrepancias", porque desde su trayectoria investigadora y académica defiende teorías y argumentos sobre las que ha trabajado y publicado.

"MÉS per Mallorca es el único partido que ha hablado de forma tan clara", añade, por lo que reclama que los otros partidos también se posicionen "claramente" sobre la estrategia a seguir en cuanto al modelo turístico.

Sin embargo, Miquel Mir sitúa como casos excepcionales los desencuentros tanto en el Consell de Mallorca a raíz del patrocinio de Son Moix, como en el Ayuntamiento de Palma después de anunciarse una partida de 1,4 millones de euros para que nómadas digitales promocionen Playa de Palma.

El conseller recuerda que cada partido tiene su hoja de ruta y sus proyectos y pueden surgir diferencias. "Por mi manera de ser seguiré diciendo lo que creo que es mejor para el futuro de las Islas. Lo que digo no es nada fuera de lo normal, es lo que dice mucha gente", sostiene.

En este sentido, insiste en que vista la evolución de la realidad social y económica de Baleares desde los años 60 y las consecuencias "incuestionables" sobre el medioambiente y el territorio, las perspectivas deben cambiarse, más todavía cuando, según considera, el debate ya va más allá de los círculos ecologistas "y se extiende socialmente como una mancha de aceite".

FIN A LAS ESTRATEGIAS A CORTO PLAZO

En este punto, Mir defiende la acción de gobierno desde el año 2015 después de años de estrategias solo a corto plazo, con consecuencias "irreparables", por ejemplo, sobre las playas.

En Baleares, según el conseller, siempre se ha pensado "en el verano siguiente" y ha sido el actual Ejecutivo, desde hace siete años, el primero en tomar medidas que van más allá de una temporada como la congelación de plazas o el acuerdo para la limitación de la llegada de cruceros. Así, destaca que el archipiélago haya sido la primera región de Europa en congelar las plazas "con tendencia al decrecimiento".

Así, Mir reivindica el decreto ley 9/2020 de protección del territorio, "la norma territorial más ambiciosa desde la Ley de espacios naturales de 1991".

"Como Govern hemos hecho esta reflexión y hemos intentado caminar hacia el cambio de modelo. Otra cosa es valorar si esto es suficiente o no, acepto este debate", apunta.

En todo caso, para Mir una de las cuestiones fundamentales y de la cual deriva todo lo demás es la gestión o cogestión de los puertos y aeropuertos. "Como Govern podemos tomar, y lo estamos haciendo, medidas dentro de nuestras competencias, pero a veces es como hacer una raya en el agua. Podemos aplicar medidas de contención, pero si no podemos controlar los flujos y las puertas siempre están abiertas y sin límites, muchas veces los esfuerzos son insuficientes", lamenta.

En este sentido, el conseller insiste en reclamar una mayor soberanía sobre los flujos de entrada, más aún desde el momento en que Baleares es una de las regiones que más aporta al conjunto de la economía, precisamente gracias al turismo. "Un ciudadano de las Islas pueden tener la sensación de que está aportando a cambio de ser explotado", añade.

Como ejemplo de esto último, Miquel Mir califica como "triste y aberrante" que Baleares no tenga ninguna capacidad de influencia sobre el control de los aeropuertos.

Así, afirma que el Govern ha estado y estará "muy pendiente" de cómo se desarrollen finalmente las obras de mejora, aunque AENA haya puesto por escrito que en ningún caso supondrán ampliaciones de la capacidad ni la operatividad. "Los informes de la Comisión de Medio Ambiente han sido contundentes y claros", añade.

En la misma línea, en relación al parque fotovoltaico que AENA tiene previsto instalar en Son Bonet, ha criticado que el organismo ni siquiera haya presentado alternativas, como marca la normativa de impacto ambiental. Aún así, para el conseller la actitud de AENA "no está siendo la más apropiada al dar a entender que hará el parque".

"Es una prueba más de que AENA y el Estado a veces no entienden las sensibilidades territoriales", concluye.

Sentimiento general

Si te equivocas de voto, puedes desmarcarlo volviendo a hacer clic en el voto erróneo.
7
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


  • Dru - Agosto 31, 2022 a las 09:52
    Y este pwrsonajillo Quien es??? O sea todos a vivir del campo y el a cuerpo de rey?? Se nota que tiene reservas para cinco años por que si no otra cosa no haría. Que ganas de perder de vista a todos esos comunistas y rojos, un cáncer para las baleares y para la nación.Responder 4
  • JDII - Agosto 31, 2022 a las 05:47
    Este señor es un cero a la izquierda. Cuando habla, echa balones fuera y no asume ninguna responsabilidad. Se demuestra que para un puesto de alto rango solo se necesita carnet político.Responder 2
  • Pol - Agosto 30, 2022 a las 23:18
    Desde cuando este mongolo pinta algo?Responder 5
      mako - Agosto 31, 2022 a las 09:26
    Mongolo o no pinta mas que tu, don nadieResponder -4
  • Yo - Agosto 30, 2022 a las 23:16
    De que vas marioneta asquerosa ?
    Traga lo que ordena FranGINa. No pintas nada y lo sabesResponder 3
  • Pep - Agosto 30, 2022 a las 22:38
    Se les va la pinza,si aquí vivimos todos del turismo sea bueno o de borrachera.Responder 4
  • SOSresidentes - Agosto 30, 2022 a las 17:59
    Según el responsable de Medio Ambiente y Territorio del Govern, es un debate "del que ya no se puede huir". Para Mir, la problemática ya alcanza no solo a los propios residentes sino también a los turistas, entre quienes "ya ha calado la percepción de que la saturación es evidente y que ahora se encuentran problemas para disfrutar las Islas que antes no se daban"........si seguimos haciendo el gilipollas como éste año pronto no vendrá nadie a la isla , con esta masificación , delincuencia , y saturación de todos los servicios NO SE PUEDE VIVIR !!!!Responder 6
Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana