El secretario judicial de Penalva señala que los testigos del caso Cursach se reunían con el juez en su despacho

Esther Ballesteros | 16/11/2020

El Ico, a su salida este lunes de la Audiencia Provincial tras declarar

El secretario judicial del juez Manuel Penalva, quien este lunes ha declarado en el Tribunal Superior de Justicia de Baleares (TSJIB), ha manifestado que vio cómo numerosos testigos del caso Cursach acudían al despacho del magistrado, entre ellos la expolicía local y actual concejala de Justicia Social, Sonia Vivas, y, sobre todo, el entonces testigo protegido 29. Ha asegurado, sin embargo, que en ningún momento presenció actuación irregular alguna durante la instrucción de la causa.

Su interrogatorio, en calidad de testigo, ha tenido lugar en el marco de una nueva ronda de declaraciones dirigidas a esclarecer los pormenores que rodearon a las pesquisas del caso Cursach y al papel que ejercieron en ellas tanto Penalva como el exfiscal Miguel Ángel Subirán.

Entre las comparecencias llevadas a cabo también se encuentra, en su caso como investigado, la de Francisco Cortés, 'El Ico', quien se ha limitado a manifestar que "siempre" ha dicho "la verdad", rechazando así que hubiese incurrido en falso testimonio en las distintas declaraciones que prestó contra varios policías locales, como apunta el último informe de la Policía Nacional incorporado a las actuales investigaciones.

El atestado detalla el modo en que, supuestamente, Penalva, Subirán y los policías de Blanqueo con los que trabajaban trataron de dirigir y aleccionar a 'El Ico' para que incriminase en falso a varios agentes de la Policía Local de Palma a cambio de lograr su propia libertad en otros procedimientos judiciales.

Pero antes de que el hijo de la histórica matriarca de Son Banya, 'La Paca', desfilase ante el magistrado que instruye la causa contra juez y fiscal, ha sido el funcionario de justicia quien ha centrado el foco de atención en las dependencias de la máxima instancia judicial de las islas a raíz de la presunta falsificación que se llevó a cabo de su firma en distintas declaraciones del caso Cursach así como sobre su ausencia en otras comparecencias.

A preguntas de las distintas partes personadas, el secretario judicial ha aseverado que, de acuerdo a la Ley, no está obligado a estar presente en las declaraciones y, en esta misma línea, ha señalado que desde 2016 no es necesario estampar manualmente la firma en los documentos que reflejan las mismas. Ha asegurado, asimismo, que nadie tenía acceso a su ordenador así como tampoco su sello o su firma digital. En su declaración, que se ha prolongado durante más de tres horas, ha recordado el "difícil" carácter de Subirán durante los interrogatorios.

Otra de las declaraciones que han tenido lugar este lunes ha sido, en calidad de testigo, la de uno de los policías locales varias veces detenido en el marco del caso Cursach, Jaime Garau. En su comparecencia, el agente ha explicado que el 13 de noviembre de 2016 se encontraba en el aeropuerto de Barajas para volver a Palma cuando comenzó a recibir mensajes y noticias de prensa que informaban de que se encontraba detenido en la capital balear. Unas manifestaciones que apuntarían a las presuntas filtraciones cometidas durante la instrucción cuando la causa se encontraba bajo secreto de sumario.

Su arresto se produjo junto al de otros cuatro investigados, en cuya detención abunda el último informe de la Policía Nacional. En el atestado, los inspectores subrayan que "se podría haber citado a los detenidos, o al menos a aquellos [entre quienes se encontraba Garau] ya procesados en la causa y con medidas cautelares acordadas, que sabían sin duda que comparecerían, haciendo innecesaria la detención policial y que pasaran la noche en calabozos". "Estaríamos ante nuevos casos de un presunto uso de la figura de la detención policial fuera de los procedimientos establecidos por la ley", remarca el informe.

La Policía apunta, además, cómo en el chat de whatsapp que mantenían abierto los antiguos investigadores del caso Cursach "bromean con el futuro de los detenidos y su inminente ingreso en prisión" y señala que la decisión de enviar a los detenidos a prisión "era algo que estaba presuntamente decidido casi una semana antes de las detenciones".

El testigo ha recordado, asimismo, que el secretario judicial se encontraba ausente en su comparecencia ante el juez una vez fue puesto a su disposición. Pese a que el propio funcionario ha asegurado esta mañana que sí estaba presente, tanto Garau como dos abogados que también han comparecido como testigos en el TSJIB han asegurado que no fue así.

Finalmente, han sido interrogados tanto el director general de IB3 como el periodista de 'Diario de Mallorca' José Francisco Mestre. En su comparecencia, Mestre ha explicado la dinámica de la publicación de las noticias tanto en la web del periódico como en el papel y ha defendido que en ningún momento le filtraron información sobre las diligencias del caso Cursach cuando éste se hallaba bajo secreto sumarial.

Sentimiento general

0
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana