Avistan dos ballenas en Sa Ràpita (Mallorca)

Redacción | 01/12/2022

Este pasado miércoles era un día normal para dos jóvenes de Sa Ràpita que pensaban disfrutar de un día de pesca del calamar. Pero a los pocos minutos de salir del puerto con su lancha, a tan solo 4 millas del Club Nàutic Sa Ràpita, una pequeña aleta les sorprendió saliendo del agua, para luego dar paso a una aleta más grande.

Según ha informado 'Passió per la mar', en ese momento, los jóvenes se dieron cuenta de que no podía tratarse de un delfín y pensaron que quizás era un cachalote. “Al acercarnos nos dimos cuenta de que eran dos ballenas: una grande y una pequeña, que suponemos que es la hija”, cuenta Toni Baltasar todavía emocionado a 'Passió per la mar'. “Yo todavía no me lo creo” confiesa, “encontrarnos con ellas aquí, en Es Trenc, tan cerca de casa, es un privilegio”.

Las ballenas iban en dirección a la costa de Es Trenc, algo inusual para estos mamíferos, “pero no estaban desorientadas, porque si te acercabas a ellas se alejaban” asegura Baltasar.

Los jóvenes decidieron seguir el rumbo de las ballenas, hacia ses Covetes, para poder admirar la belleza de estos cetáceos. “Las veíamos que salían a respirar y era alucinante”, explica el joven de Sa Ràpita. Incluso “en dos ocasiones nos pasaron por debajo de la barca”.

A pesar de no ir preparados con trajes de neopreno, tomaron la decisión de lanzarse al mar a nadar con las ballenas. “No nos lo pensamos. Estábamos tan eufóricos que en ese momento no notábamos ni el frio” cuenta Baltasar. Y es que como bien dice él, “esto solo pasa una vez en la vida, así que nos tiramos”.

Estos jóvenes pudieron disfrutar de una experiencia única en la vida y ver de cerca a las ballenas, sin interferir en su trayectoria. “Cuando estábamos dentro del agua, las ballenas no se asustaban, pero tampoco se paraban. Ellas seguían su camino” explica Baltasar. “Pero las pudimos ver perfectamente y era alucinante” comenta emocionado recordando ese momento. “La grande hacía 2 o 3 veces el barco, era enorme”.

Durante aproximadamente una hora las ballenas estuvieron nadando por la zona de Es Trenc, muy cerca de la costa. “Nosotros llevábamos la sonda de la barca y hubo un momento que marcaba 15 metros de profundidad” asegura el joven.

“Al principio no se veía el fondo, pero llegó un momento en el que se veía perfectamente la arena”. Esto es poco usual, ya que, debido a su tamaño, sería fácil que quedaran varadas en la arena. Después los cetáceos continuaron su rumbo a Cabrera y los jóvenes pescadores de calamar perdieron su rastro.

Sentimiento general

Si te equivocas de voto, puedes desmarcarlo volviendo a hacer clic en el voto erróneo.
3
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


  • Juan - Diciembre 02, 2022 a las 06:56
    Lo mejor hubiera sido no molestarlas, ni perseguirlas con un barco a motor y si llevaba una cría mucho menos. Solo nos acordamos de que la naturaleza existe cuando tenemos un encuentro de este tipo, después barcos a tope por todo, basura, plásticos, fondeos en masa....Responder 9
  • Lib - Diciembre 02, 2022 a las 06:41
    Dejad en paz a los animales, esto no es noticia,ahora irán 2000 subnormales a mirar y dar por culoResponder 6
  • Loep - Diciembre 01, 2022 a las 18:37
    Se pueden acercar tanto?
    me da que noResponder 0
Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana