Banco Sabadell ganó dos millones en 2020, un 99,7% menos

EP | 01/02/2021

EP

Banco Sabadell cerró 2020 con un beneficio neto atribuido interanual de dos millones de euros, un 99,7% menos, tras provisionar 2.275 millones que recogen provisiones por la crisis derivada tras el Covid-19, la ejecución de planes de reestructuración en España y Reino Unido, y completar ventas de activos problemáticos.

Sin tener en cuenta TSB --la filial británica--, el beneficio neto atribuido se situó en 222 millones a cierre de año, un 72,7% inferior al logrado en el ejercicio inmediatamente precedente, ha informado este lunes a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La entidad, que "sienta las bases" para afrontar su nuevo plan estratégico que se presentará en mayo, registró un margen de intereses de 3.399 millones, lo que supone una reducción del 6,2% interanual por el efecto de menores tipos, menor aportación de la cartera ALCO y por el efecto de la titulación de préstamos al consumo realizada el año anterior.

Las comisiones netas, a final de 2020, se situaron en 1.350 millones, un 6,1% inferior al año anterior por la reducción de la actividad derivada del confinamiento por la pandemia, mientras que en el trimestre crecieron un 7,0%, apoyadas en el crecimiento de las comisiones de servicio y de gestión de activos.

En cuanto a los ingresos del negocio bancario --margen de intereses más comisiones netas--, se alcanzaron los 4.749 millones, un 6,2% menos en términos interanuales, mientras que en el trimestre aumentaron un 3,1%.

El total de costes ascendió a 3.461 millones a cierre de diciembre, un 7,7% más respecto al mismo periodo del año anterior por los costes de reestructuración en España y TSB.

Los costes recurrentes se redujeron un 2,4% interanual y en el trimestre un 3,4%, debido a menores gastos de personal y menores gastos generales, y los no recurrentes incorporaron 314 millones por los costes de reestructuración en España y 101 millones en TSB; la ratio de eficiencia se situó en el 55,4% a cierre de 2020.

Banco Sabadell, en el marco del plan de eficiencia y transformación digital en España, en el cuarto trimestre ha concluido el plan de ajuste de plantilla con salidas voluntarias de 1.817 personas, el cual impactará positivamente en 141 millones anuales por ahorro de costes.

La financiación de dicho plan de eficiencia se ha llevado a cabo con plusvalías de 314 millones por las ventas de parte de la cartera ALCO y, tras la ejecución de dicho plan, las plusvalías latentes adicionales no utilizadas de la entidad ascienden a 1.200 millones.

LIQUIDACIÓN DEL EPA DE CAM

La entidad vendió este último trimestre las carteras Explorer, Aurora y Higgs que ascendían a 1.200 millones, completando así la liquidación de activos procedentes del EPA de CAM, tras las cuales, la ratio de morosidad del grupo si situó en el 3,6%, por debajo de la media del sector, mejorando así respecto al año y trimestre anteriores, situada en el 3,8%.

La ratio de activos problemáticos netos sobre el total de activos se reduce hasta el 1,4% y la ratio de éstos sobre la inversión crediticia bruta más los activos inmobiliarios se reduce hasta situarse en el 4,7%.

La cobertura de dichos activos se sitúa en el 52,6% y la de los activos adjudicados es del 36,6%, mientras que el coste del riesgo de crédito del grupo se sitúa en 86pbs a cierre del ejercicio 2020, en línea con las estimaciones y objetivos previstos para el ejercicio.

CAPITAL ESTABLE EN EL 12,6%

La ratio de primera calidad a cierre del año permanece estable y se sitúa en el 12,6%; esta ratio CET1 incluye en la comparativa trimestral -38pbs de ajustes transicionales de IFRS9, -27pbs de impactos regulatorios y -17pbs de generación orgánica, frente a los +45pbs de la deducción de intangibles de IT.

La ratio CET1 'fully-loaded' se sitúa en el 12,0%, mejorando +1pbs respecto al trimestre anterior, mientras que en la gestión de la liquidez, la ratio LCR (Liquidity Coverage Ratio) se sitúa a cierre del ejercicio 2020 en 198% a nivel grupo (219% excluyendo TSB y 201% en TSB).

La ratio de 'loan to deposits' a cierre del ejercicio 2020 es del 98% con una estructura de financiación minorista equilibrada, en un año en que el banco ha emitido 2.420 millones de euros de emisiones mayoristas.

CRECE LA INVERSIÓN CREDITICIA

La inversión crediticia bruta viva de la entidad cerró el ejercicio con un saldo de 146.878 millones de euros (109.902 millones de euros Ex TSB), con un crecimiento interanual del 1,6% (1,7% Ex TSB).

El crecimiento orgánico de la inversión se situó en el 2,6% interanual (3,0% Ex TSB) y en el 1,0% en el trimestre, mientras que en España la inversión crediticia viva registró un crecimiento del 3,2% interanual, apoyado principalmente en la concesión de préstamos ICO a empresas, pymes y autónomos, así como en el crecimiento de las hipotecas a particulares, según la entidad.

Los recursos de clientes en balance totalizaron 150.778 millones de euros (112.565 millones de euros Ex TSB), con un crecimiento del 3,1% interanual (1,5% sin considerar TSB), y del 1,8% en el trimestre (1,1% Ex TSB), impulsados por el crecimiento de las cuentas a la vista.

El total de recursos de clientes fuera de balance se situó en 38.064 millones a cierre de 2020 y crecieron en el trimestre el 3,3% por los fondos de inversión, mientras que el total de recursos gestionados alcanzó los 209.748 millones (169.687 millones Ex TSB), frente a 213.095 millones un año antes (175.184 millones Ex TSB), lo que supone una caída interanual del 1,6%, y un crecimiento en el trimestre del 1,0%.

En cuanto a los ICO, la entidad cerró el año un total de 125.000 operaciones por importe de 11.900 millones de euros en préstamos garantizados por el ICO destinados a pymes y grandes empresas.

Por lo que respecta a moratorias, Banco Sabadell ha concedido hasta final de año un total de 3.697 millones de euros: 2.684 corresponden a moratorias sectoriales y 1.013 a las moratorias amparadas por el Real Decreto.

TSB ACELERA SU PLAN ESTRATÉGICO

TSB prevé concluir en 2021 la ejecución de su plan de eficiencia, transformación y crecimiento, con el fin de volver a beneficios un año antes de lo previsto, tras presentar en 2020 un descenso en la base de sus costes recurrentes, que se observa tanto en la comparativa interanual (-3,5%) como trimestral (-1,8%), y una fuerte recuperación de su actividad comercial.

La inversión crediticia de TSB ascendió a 36.977 millones de euros, un crecimiento del 1,3% interanual y del 4,4% intertrimestral, que a tipo de cambio constante se sitúa en el 7,1% interanual por el aumento de la cartera hipotecaria y por los Bounce Back Loans, créditos con el apoyo del Gobierno británico.

La entidad ha remarcado que se ha producido un récord en la nueva producción de hipotecas en TSB desde 2017, que alcanzan en el cuarto trimestre un volumen total de 2.129 millones de libras, y que TSB ha mejorado su eficiencia con la reducción de su plantilla en 685 empleados y el cierre de 93 oficinas.

Los recursos de clientes en balance ascendieron a 38.213 millones de euros, un aumento del 7,9% interanual, y a tipo de cambio constante, un crecimiento del 14,0% interanual principalmente por el aumento en cuentas corrientes, según la entidad.

Sentimiento general

0
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana