Arrimadas aguanta la presión tras el 14-F y rechaza que la cúpula de Cs asuma responsabilidades

Redacción | 16/02/2021

La dirección de Ciudadanos presidida por Inés Arrimadas rechaza por ahora dimisiones y ceses en la cúpula del partido pese al malestar de parte de la militancia y a las peticiones de varios miembros de la Ejecutiva nacional para que se asuman responsabilidades por el derrumbe de Cs en las elecciones catalanas del pasado domingo.

Así lo han explicado fuentes conocedoras del debate que mantuvo la Ejecutiva este lunes en la sede del partido en Madrid, que comenzó a las 19.00 y se prolongó durante más de cinco horas. Allí se discutió sobre los factores que han llevado a que en los comicios del 14 de febrero Cs haya perdido más de 950.000 votos respecto a 2017, pasando de ser la fuerza más votada, con 36 escaños, a quedarse con solo seis diputados en el Parlament.

Arrimadas ya dijo el lunes por la mañana en una entrevista que no iba dimitir por el resultado y que tampoco tenía previsto destituir a ninguno de sus compañeros, y esta misma posición es la que mantuvo en el encuentro del lunes.

VOCES CRÍTICAS

Según las fuentes, hubo varios dirigentes --como el portavoz en las Cortes Valencianas, Toni Cantó; la vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís; y la consejera de Cultura y Turismo de la Comunidad de Madrid, Marta Rivera, que se mostraron descontentos con la campaña electoral que ha hecho la formación naranja en Cataluña y manifestaron la necesidad de depurar responsabilidades.

Otros fueron menos contundentes pero también se mostraron críticos con la cúpula del partido, como los vicepresidentes de la Comunidad de Madrid y de la Junta de Andalucía, Ignacio Aguado y Juan Marín, y el consejero de Educación y Deporte del Gobierno andaluz, Javier Imbroda, según las mismas fuentes.

El principal objetivo de las críticas fue el vicesecretario primero de Cs, Carlos Cuadrado, como director de campaña, y, aunque en menor medida, también se apuntó al vicesecretario adjunto, José María Espejo-Saavedra, y al candidato a la Presidencia de la Generalitat, Carlos Carrizosa.

Sin embargo, tanto Arrimadas como Cuadrado y Espejo se "atrincheraron" y no abrieron la puerta a que ninguno dejase su cargo. Según las fuentes consultadas, su posición se resume en que "la culpa es de todo el mundo menos de ellos" y que "la culpa es del pasado", por el argumento de la actual presidenta de que el partido arrastraba una baja intención de voto en las encuestas por la debacle que sufrieron, con Albert Rivera al frente, en las elecciones generales de noviembre de 2019.

Esta respuesta, según señalan, ha hecho que parte de los integrantes de la Ejecutiva salieran "bastante desilusionados" del encuentro celebrado en la sede de la calle Alcalá, al constatar que en el Comité Permanente del partido están "enrocados" y se niegan a replantearse la estrategia que siguen.

CANTÓ PIDE CAMBIOS EN LA ESTRATEGIA Y EN EL EQUIPO

De las distintas voces que en la reunión abogaron por un cambio de estrategia, el único que ha hecho declaraciones públicas hasta el momento es Toni Cantó, que este martes ha confirmado en Telecinco que trasladó su preocupación a sus compañeros porque a Ciudadanos "le ganaron por goleada en casa", en Cataluña --al ser superado no solo por el PSC, sino por Vox--, y subrayó que esto exige "un análisis pausado y hacer autocrítica".

Cantó ha precisado que la de este lunes fue una reunión "larga y tormentosa" en la que Arrimadas escuchó "a todos", algo que ha agradecido. "Ahora tocan unos días de reflexión para no decidir en caliente y, sobre todo, creo que ella tiene que digerir, como todos nosotros, todo lo que se dijo ahí", ha añadido, dejando claro que a Arrimadas "nadie la cuestionó como líder".

Aun así, fuentes conocedoras de las discusiones en la Ejecutiva han advertido de que si la presidenta no toma medidas y hace de "parapeto" ante los responsables de la "catástrofe" en las elecciones catalanas, "al final la van a acabar apuntando a ella".

Sin mencionar expresamente a Cuadrado, el también coordinador del Comité Autonómico de Cs en la Comunidad Valenciana ha afirmado que "hay que hacer cambios en la estrategia, recuperando la fuerza, la valentía y la seguridad" que antes mostraba Cs, "y probablemente también en el equipo".

"Eso es lo que se le trasladó a Inés en la reunión de ayer", ha detallado, agregando que ahora habrá que "esperar unos días" para ver "quiénes toman nota" o a qué conclusión se llega.

POLÍTICOS "FIRMES Y VALIENTES", NO "CORRECTOS"

En su opinión, en España hay espacio para un proyecto "de centro y liberal que quiere modernizar el país y que se deje de pactar con el populismo y el nacionalismo", como considera que hacen el PSOE ahora y el PP en el pasado.

Cantó ha dicho ser "optimista", convencido de que mientras Ciudadanos "no renuncie a la fuerza, la valentía y la firmeza" que le llevaron "a los mejores resultados hace nada", es un partido que "tiene futuro y puede recuperar la confianza y, sobre todo, la capacidad de movilizar a los afiliados y a los votantes".

Pero para lograrlo cree que hay que ofrecer a los ciudadanos "políticos firmes y valientes, no políticos correctos", y "no renunciar nunca a la firmeza, la valentía, el coraje y la fuerza" al combatir "la corrupción, el nacionalismo y el populismo".

En este contexto, ha advertido de que en España muchos ciudadanos se enfrentan a una situación "dramática" por la crisis del coronavirus que se ve agravada, a su modo de ver, por las políticas que llevan a cabo el Gobierno de Pedro Sánchez, por las del Ejecutivo valenciano y por las que previsiblemente impulsará un futuro Govern independentista en Cataluña.

"Vienen tiempos muy duros. Por eso digo que es hora de que el constitucionalismo reflexione y plantee batalla", ha insistido, apostando por poner los problemas de los ciudadanos en el centro de las políticas.

DIRIGENTES QUE EXPRESAN SU APOYO A ARRIMADAS

Mientras tanto, algunos miembros de la Ejecutiva han difundido en Twitter mensajes de apoyo a Arrimadas tras el encuentro del lunes. Es el caso de la consejera de Empresa y portavoz del Gobierno de Murcia y coordinadora autonómica de Cs en esta comunidad, Ana Martínez Vidal, que ha asegurado que "se han cerrado filas" y que "el liderazgo de Inés es indiscutible".

Tras destacar que en el debate se produjeron 25 intervenciones, se ha declarado "orgullosa de pertenecer a un partido que practica la democracia interna", algo que, a su juicio, "no ocurre en el resto" de formaciones políticas.

Por su parte, la presidenta del Parlamento de Andalucía y secretaria de Relaciones Institucionales en el Comité Autonómico de Ciudadanos, Marta Bosquet, ha defendido el proyecto "de centro y liberal" del partido naranja, ha afirmado que su motivación "siempre será ser útil a los ciudadanos" y ha citado a Arrimadas al señalar que "no es fácil, pero hacer lo correcto no siempre lo es".

Por último, el portavoz de Cs en las Cortes de Aragón, Daniel Pérez, ha indicado que, tras un debate "constructivo", se reafirmaron en que tienen "un gran proyecto político, el mejor equipo y la mejor líder, Inés Arrimadas, para llevarlo a cabo".

Sentimiento general

0
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana