Israel toma medidas preventivas tras la muerte de Soleimaní en Irak
EFE

Israel ha comenzado hoy a tomar medidas para protegerse de una posible represalia en su contra tras el bombardeo estadounidense que causó la muerte anoche del general iraní Qasem Soleimaní, comandante de la Fuerza Quds.

El Ejército israelí informó de que “tras una evaluación de la situación se decidió cerrar el Monte Hermón (en los Altos del Golán, ocupados a Siria) a los visitantes durante el día de hoy”.

Se trata de la primera medida preventiva tras el ataque contra el aeropuerto de Bagdad que acabó con la vida del comandante de la fuerza de élite de los Guardianes de la Revolución iraní (IRGC).

El Monte Hermón fue objetivo de lanzamientos de proyectiles desde Siria en el pasado y se encuentra a escasos kilómetros de la frontera con el Líbano.

La oficina del primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, confirmó hoy que el mandatario decidió adelantar su regreso de Grecia, donde inicialmente iba a permanecer hasta mañana tras firmar ayer un importante acuerdo para un gasoducto con Atenas y Chipre.

El mandatario apuntó, en viaje a Israel, que “el presidente Donald Trump merece todo el crédito por actuar con rapidez, fortaleza y decisión” y remarcó que “Israel apoya a Estados Unidos en su lucha por paz, seguridad y defensa propia”.

Además, Netanyahu se refirió a Soleimani, quien dijo “es responsable por la muerte de ciudadanos estadounidenses y mucha otra gente inocente” y “estaba planificando más ataques”.

Medios israelíes informaron de que el Ministerio de Asuntos Exteriores elevó la seguridad en embajadas y delegaciones en todo el mundo pero, preguntado por periodistas, un portavoz de ese organismo declinó “comentar sobre medidas y cuestiones de seguridad”.

En la Franja de Gaza, el movimiento islamista Hamás, condenó en un comunicado la muerte de Soleimani, sobre quién señaló: “Tenía un rol importante y crítico en el apoyo a la resistencia palestina en todos sus niveles”.

“En este momento triste, Hamás condena el acoso estadounidense que crea disputas y convulsiones en la región con el único fin de servir los intereses de la ocupación israelí”, afirma la nota, que responsabiliza a Washington del derramamiento de sangre en la región por su “comportamiento agresivo que fomenta conflictos”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.