El exdelegado del Gobierno en Baleares, José María Rodríguez, avisó a una testigo que había sido citada a declarar en la fase de instrucción del ‘caso Over’ de que habían embargado a su cuñada.

Durante su declaración este miércoles en el juicio por este caso, la testigo, la entonces directora general de Interior, Maria Luisa Ginard, ha explicado que consideró que esta llamada –que Rodríguez le hizo antes de que fuera a declarar en fase de instrucción– le pareció “absurda”. “Estoy mirando en el BOIB y aquí sale que a tu cuñada le han hecho un embargo”, ha explicado que Rodríguez le dijo.

Ginard ha señalado también que cuando el caso salió en los medios de comunicación, Rodríguez se puso en contacto con ella. “Te quiero avisar de que esto sale en la prensa”, le dijo Rodríguez, tal como ha afirmado.

En concreto, la vinculaban con la realización del cambio de imagen de la policía turística –contrato investigado en este caso–, algo en lo que ella, ha dicho, no había trabajado. “Yo no tengo nada que ver, yo intervine en una campaña publicitaria de función pública de empleo y estoy muy tranquila”, ha aseverado.

Sobre esto último, la testigo ha dicho que Rodríguez le dijo que habían decidido hacer esa campaña y que ya había decidido qué empresa la haría, que fue Over Marketing.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.