Baleares fue una de las Comunidades Autónomas que más autónomos sumó en 2018. La Comunidad cerró el año con un incremento del 3,2 por ciento, 2.720 más respecto a 2017, según los datos de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA).

A nivel estatal, el número de autónomos aumentó en un 1,6 por ciento, tras registrar una subida en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos (RETA) de 49.986 trabajadores por cuenta propia, cinco veces más que en 2017 y casi el doble que en 2016, por lo que la cifra total de estos trabajadores se ha situado en 3.254.663 personas.

Por comunidades, trece regiones españolas han registrado incrementos de su número de trabajadores por cuenta propia. Destacan los incrementos registrados en Canarias (4,3%), Madrid y Baleares (+3,2% en ambos) y Andalucía (+3,1%).

Por detrás, le siguen Comunidad Valenciana (+2,5%), Murcia (+2%), Extremadura (+1%), Cataluña (+0,9%), Navarra (+0,8%), Castilla-La Mancha (+0,7%), La Rioja (+0,3%) y País Vasco (+0,1%).

En el lado opuesto, un total de cuatro comunidades han perdido autónomos en 2018 (frente a las nueve que lo hicieron en 2017). Castilla y León ha liderado la pérdida relativa de autónomos, tras registrar un descenso del 1%. Por detrás, le siguen Galicia (-0,8%), Asturias (-0,5%) y Aragón (-0,3%).

El presidente de la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos, Lorenzo Amor, ha afirmado que los resultados están “a la vista” después de que la Comunidad de Madrid haya decidido ampliar la tarifa plana a 24 meses. “Un esfuerzo que se ve recompensado con el incremento de las cifras de autónomos”, ha apuntado, tras afirmar que “lo que funciona hay que mantenerlo y ampliarlo”.

LAS MUJERES, A LA CABEZA DE LOS AUMENTOS

Por género, el ritmo de creación de empleo autónomo femenino en 2018 fue superior al registrado por los varones. De hecho, mientras que las autónomas aumentaron un 2,4%, los autónomos lo hicieron un 1,1%. Para Amor, las cifras “dan la certeza de que el emprendimiento femenino y su impulso para crear empleo ha llegado para quedarse y es una realidad que facilita la incorporación de la mujer al mundo laboral”.

En cuanto a los sectores de actividad, solo tres han perdido trabajadores por cuenta propia. En concreto, el sector industrial ha cerrado 2018 con el mayor descenso porcentual, tras perder el 1,5% de sus autónomos. Por detrás, destacan las caídas registradas en comercio (-1%) y hostelería (-0,2%).

Por su parte, destacan los incrementos registrados actividades inmobiliarias (+9,2%), actividades artísticas y entretenimiento (+8,6%), educación (+6,3%) y información y comunicación (+6,1%).

Asimismo, Amor ha resaltado que 2018 ha sido “un año muy importante” para los autónomos. “Cuando se legisla en favor de los autónomos crece el empleo, tanto por cuenta propia como por cuenta ajena”, ha apostillado.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.