Los manifestantes que han seguido concentrados ante el Parlament al acabar los discursos de la manifestación por el 1-O se han agolpado junto a la puerta principal de la cámara poco antes de las 22 horas.

Desde el final del acto, unos centenares se habían quedado en el lugar y ha empezado la tensión con los Mossos d’Esquadra: primero saltaron las vallas fijas de seguridad que hay ante el Parlament y después tiraron al suelo o apartaron las vallas móviles instaladas para este lunes.

Entonces el cordón policial fue retrocediendo, y al final parte de esos policías han entrado en el edificio para protegerlo desde dentro.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.