Foto: Reuters

El diputado brasileño Jair Bolsonaro, uno de los favoritos para las próximas elecciones presidenciales, ha sufrido este jueves un grave apuñalamiento en el abdomen durante un acto con simpatizantes en el estado de Minas Gerais, en el sur del país.

El hijo del candidato del Partido Social Liberal (PSL), Flavio Bolsonaro, explicó en un primer mensaje de Twitter que su padre había sufrido una herida de arma blanca “superficial”. Sin embargo, en un segundo tuit ha reconocido que el ataque “fue más grave de lo que se esperaba”.

Así, ha confirmado que su padre ha sufrido daños en el hígado, el pulmón y el intestino. “Perdió mucha sangre, llegó al hospital con una presión de 10/3, casi muerto”, ha informado Flavio Bolsonaro, que acto seguido ha apuntado que la situación “ahora parece estabilizada”.

Un asesor citado por ‘O Globo’ ha asegurado que el candidato ha sufrido daños internos como consecuencia del apuñalamiento y que las heridas han requerido de cirugía. El candidato también ha necesitado una transfusión de grande, según este periódico.

Las autoridades han confirmado la detención del agresor, que aprovechó un momento en el que Bolsonaro estaba en medio de una multitud, aupado por encima del resto de personas. Aunque la Policía no ha dado su identidad, grupos de apoyo a Bolsonaro lo han identificado como Adélio Bispo de Oliveira.

Este sospechoso ha publicado en redes sociales mensajes en contra de Bolsonaro. “Me da asco oirle decir que la dictadura debería haber matad a unos 30.000 comunistas”, recoge una de sus últimas publicaciones, en las que se hace eco de unas palabras del diputado.

FAVORITO

En ausencia del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, Bolsonaro figura como favorito para la primera vuelta de las elecciones presidenciales, previstas para el 7 de octubre. Según una encuesta de Ibope difundida el miércoles, cuenta con una intención de voto del 22 por ciento.

La ecologista Marina Silva y el izquierdista Ciro Gomes figuran empatados en segundo lugar con un 12 por ciento, por lo que entre ellos estaría el hipotético rival de Bolsonaro para la segunda vuelta.

Sin embargo, las posiciones se invertirían en esta segunda votación, ante el aparente temor que genera la llegada del ultraderechista al poder en Brasil. Así, según el sondeo, Bolsonaro perdería por once puntos frente a Gomes y por diez frente a Silva.

El mismo estudio recoge que un 44 por ciento de las personas encuestadas nunca votaría por Bolsonaro, un candidato con un perfil polémico a ojos de gran parte de la población brasileña. Entre sus declaraciones más polémicas, además de las alusiones a la muerte de comunistas, también figuran otras en las que afirma que prefiere morir a tener un hijo gay o una defensa de la fuerza policial: “La Policía que no mata no es Policía”.

Tras el ataque se han sucedido las declaraciones de condena y pesar de dirigentes políticos de distinta índole política como el presidente de la Cámara de Diputados, Rodrigo Maia, pero no todos se han limitado a expresar su pesar por lo ocurrido.

La expresidenta Dilma Rousseff, que este jueves ha visitado a Lula en la cárcel, ha admitido que se trata de un hecho “lamentable”, pero también ha advertido de que “incentivar el odio crea este tipo de actitudes. “El odio, cuando se planta, cosecha tempestades”, ha añadido, según el diario ‘Folha’.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.