La asociación Independientes de la Guardia Civil (IGC) ha informado de que se querellará contra los asaltantes de la valla fronteriza de Ceuta y reclama al Gobierno que preste atención a lo que está ocurriendo “por su gravedad y la reiteración de hechos”.

La Asociación se hace eco de las protestas de sus socios en lo referido al tema de los inmigrantes y avisa de que el riesgo no es solo para los agentes que guardan la frontera sino para la población de Ceuta que no puede “seguir alarmada ante las embestidas de estos subsaharianos desesperados, debido a que aumenta la delincuencia de forma exponencial con estas personas tan agresivas pululando por las calles”.

Por ello, solicitan al Gobierno que desarrolle un plan de actuación “extraordinario” ante lo que califican como “eventual y consumado ataque”.

Un plan que debe proponer medidas tanto dentro del territorio español como en el exterior, con participación de grupos multidisciplinares y al que deben dotarse de los fondos y medios necesarios.

IGC denuncia que muchos de miembros del cuerpo les han comunicado que tienen orden de “no emplear medios antidisturbios, ni defensa alguna, salvo el cuerpo a cuerpo en caso de extrema necesidad. Falta material y personal (cinco hombres para todo el perímetro de la valla, cada uno en un coche diferente para aparentar tener un despliegue mayor)” apuntan en su escrito donde añaden que se debería “empezar” triplicando el número de agentes en la zona con el fin de “contar con una base mínima” para afrontar situaciones parecidas.

El refuerzo de los GRS (antidisturbios), resulta insuficiente pues estos “prestan servicio mayoritariamente en turno de mañana de lunes a jueves con el comercio atípico -personas cargadas hasta el límite y que cruzan por unos pasillos estrechos

” y en el que se ha producido alguna víctima mortal  y llegando incluso a morir aplastados algunos de ellos debido a la concentracion efectivos que se encuentren de refuerzo como el GRS para organizar dicho comercio atípico.

Por ello, IGC cree que sería “oportuno que desde la Dirección General de la Guardia Civil y Secretaría de Estado de Seguridad, se realizaran las comprobaciones de que estas circunstancias se producen y de como se producen, realizando los pertinentes controles sin previo aviso”

“Del mismo modo”, concluyen, “se ha observado un mensaje de Twitter dimanante del Ministerio del Interior en el que puede leerse lo siguiente: ‘Tras la entrada de hoy en Ceuta, todo el apoyo de @interiorgob a la labor de la @guardiacivil y especialmente a los agentes heridos. Merecen el reconocimiento por su trabajo en beneficio de la seguridad ciudadana y la gestión de la inmigración‘. Al respecto, queremos puntualizar el término erróneo utilizado para describir los hechos pues más que una ‘entrada” el término que más se ajusta a la realidad sería el de ‘asalto’, entre otras circunstancias, por la violencia empleada”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.