UME

El incendio forestal declarado el pasado lunes en Llutxent (Valencia) y que afecta a seis localidades de las comarcas valencianas de la Vall d’Albaida y La Safor ha afectado a cuatro áreas naturales y de especial protección para las aves: la de Montdúver-Marjals, Serres de Montdúver y Marxuquera, los parajes naturales de Parpalló-Borrell y el Surar de Pinet, según ha informado SEO/BirdLife en un comunicado.

En concreto, el fuego ha llegado a las zonas centrales de la Zona de Especial Protección para las Aves (ZEPA) de Montdúver-Marjals de la Safor y al Lugar de Importancia Comunitaria (LIC) Serres del Montdúver y Marxuquera, áreas naturales que forman parte de la Red Natura 2000 y protegidas por su importancia para la conservación de las aves, hábitats y flora.

Además de otras áreas como la Drova, Montdúver o Marxuquera, el incendio ha afectado a los parajes naturales de Parpalló-Borrell y el Surar de Pinet, que gracias a su situación y climatología especial,
albergaban formaciones singulares como alcornocales y matorrales arborescentes de laurel, de “extraordinario” valor ambiental a escala regional, junto a matorrales termomediterráneos y bosques de carrascas.

Por lo que respecta a la avifauna, el conjunto de sierras litorales que forman estos espacios protegidos acogen “interesantes” poblaciones de rapaces, entre las que destacan las especies reproductoras, el águila culebrera, el águila calzada, el búho real y el águila real.

Sin embargo, el mayor interés del área recae sobre la presencia de tres parejas reproductoras de águila perdicera en el entorno del área quemada, con ejemplares nacidos este año que ya vuelan.

“PREOCUPACIÓN” POR OTROS PARAJES

El técnico de SEO/BirdLife en la Comunitat Valenciana Pablo Vera ha explicado que, en estos momentos, la “preocupación” radica en que el incendio avance hacia la Serra del Buixcarró, Plà de Corrals y Quatretonda, que, con las zonas afectadas estos días, “suponen las áreas naturales que habían alcanzado una madurez en sus formaciones vegetales y comunidades faunísticas gracias a haberse librado de los incendios forestales que han afectado a las sierras colindantes en los últimos años”.

Desde SEO/BirdLife. han manifestado “todo su apoyo y ánimos” para los bomberos forestales, servicios de emergencia, brigadas de extinción de incendios y agentes medioambientales y forestales que “se encuentran luchando por preservar este importante enclave para la biodiversidad valenciana”.

“GESTIÓN CON PERSPECTIVA PAISAJÍSTICA”

El hecho de que el incendio haya afectado a varias urbanizaciones y haya causado el desalojo de unas 3.000 personas de sus viviendas “vuelve a poner sobre la mesa la necesidad de proteger el medio ambiente y garantizar la seguridad de los ciudadanos”.

Para ello, la asociación ha reclamado que se incluya en la “gestión y ordenación del territorio una perspectiva paisajística” y que se “redefinan” los modelos de interfaz urbano-forestal, “donde las urbanizaciones se encuentran inmersas dentro de las masas forestales, provocando un alto riesgo de incendios”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.