Agentes de la Policía Nacional han detenido en Palma a cinco miembros de una misma familia, los dos padres y sus tres hijos de 23, 27 y 28 años como presuntos autores de una extorsión  a una vecina de Palma.

La Policía Nacional recibió una denuncia en el cual una mujer denunciaba que estaba siendo amenazada por sus vecinos, que le habían obligado a extraer de su cuenta diferentes cantidades de dinero.

Los hechos se pudieran estar produciendo desde hace unos tres años, si bien ha sido desde el mes de mayo cuando los ahora detenidos habían potenciado sus amenazas sobre la víctima al haber tenido conocimiento de que esta había rescatado un plan de pensiones.

La victima narró a los investigadores las amenazas a las que era sometida: “Si no me das el dinero, voy a venir con todos mis primos de Son Banya y te vamos matar” ” si no me das el dinero te corto el cuello”; “si no me das el dinero, te voy a quemar la puerta de casa”.

Otro miembro exigió la entrega de 400 euros para pagar una fianza impuesta por la Autoridad Judicial a uno de sus familiares, por tráfico de marihuana, amenazando a la denunciante con que de no hacer entrega de dicho dinero, la involucrarían en el procedimiento por haberles financiado, dando como fecha límite para la entrega del dinero el día 12 de agosto.

La mujer cuando fue a retirar dicha cantidad al banco, se dio cuenta de que ya no tenía más dinero por lo que fue a su hermana a pedirle el dinero, confesándole el calvario por el que estaba pasando, con lo que la hermana le  convenció para que pusiera una denuncia.

Al enterarse los  miembros de la familia que les había denunciado, uno de ellos la espero a la puerta de su casa conminándola a que retirase la denuncia.

En la mañana de ayer cuando la víctima fue a retirar la denuncia, los agentes  sospecharon de que algo  le ocurría pudiendo comprobar que había venido acompañada por el patriarca del clan, con lo que se entrevistaron de forma reservada con la víctima, manifestándoles esta que había decidido retirar la denuncia señalada al comentarle uno de los detenidos, que le había grabado en las conversaciones telefónicas por un tema de tráfico de marihuana en el cual se encontraría implicada, y que por esas conversaciones ella podía ir a la cárcel.

Identificados y localizados todos los miembros de la familia, en el día de ayer fueron detenidos.

Al parecer todo podría haber empezado hace tres años, cuando los presuntos autores de los hechos  se mudaron a vivir en el mismo edificio que su víctima y comenzaron a pedirle dinero prestado, diciéndole que se lo devolverían. Lejos de cumplir con esa devolución y al enterarse de que la víctima había rescatado un plan de pensiones, bajo presiones y amenazas fueron sustrayéndole todos sus ahorros, que podrían alcanzar los 50.000 €.

 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.