Movistar Team

El ciclista colombiano Nairo Quintana (Movistar) ha declarado, al término de la decimonovena y antepenúltima etapa del Tour de Francia, disputada entre Lourdes y Laruns, que ha sido un día “muy duro” y que la caída que sufrió el día anterior le “afectó” a su cuerpo hasta perder más de siete minutos.

“Ha sido un día muy, muy duro, en el que la inflamación tras la caída le ha afectado mucho a mí cuerpo. Veremos cómo amanecemos mañana; quiero hacer una buena contrarreloj, seguir probándome en esa disciplina, y sin duda iremos a tope”, afirmó el corredor, que se sitúa a 10:26 del líder Geraint Thomas (Sky), tras la etapa.

A pesar de estar mermado por la caída, el sudamericano reconoció haber luchado. “Me dolía todo, sobre todo, la cadera. No podía ni levantarme de la bici. Hemos seguido ahí luchando, intentando perder el mínimo tiempo, y por fortuna teníamos a Landa delante, respondiendo a la estrategia de carrera que habíamos planteado, que era saltar él o yo en el Tourmalet y marchar hacia adelante a ver qué pasaba”, sentenció.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.