La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Baleares juzgará el próximo viernes a un hombre acusado de violar a su sobrina menor de edad en una vivienda de Pollença (Mallorca), hechos por los que la Fiscalía solicita que sea condenado a siete años de cárcel.

Los hechos tuvieron lugar en noviembre de 2014. Según el escrito del fiscal, el acusado había recogido a la menor en su casa para irse juntos a buscar caracoles en una finca.

Ya de noche, el acusado se trasladó junto a la menor a una finca propiedad de los padres del procesado y, según la Fiscalía, en el sofá del salón comenzó a ver un vídeo pornográfico en el teléfono móvil mientras se masturbaba en presencia de la niña por debajo de los pantalones.

La menor se sintió violentada y quiso marcharse, pero el acusado se lo impidió colocándose delante de ella. El Ministerio Fiscal acusa al hombre de haberla inmovilizado con su peso y penetrarla por la fuerza mientras ella trataba de zafarse.

En la víctima no subsisten secuelas físicas pero presenta un daño psicológico por desestabilización que ha requerido de intervención psicoterapéutica continua.

Por todo ello, además de la pena de cárcel, la Fiscalía reclama una medida de alejamiento, libertad vigilada durante diez años después de cumplir la pena de prisión y que se obligue a participar al hombre en un programa de educación sexual.

También solicita que el hombre indemnice a la víctima con 3.000 euros en concepto de daños morales, y que se haga cargo del coste del tratamiento psicoterapéutico.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.