La plataforma ‘Vianants en lliuta’ ha exigido al Ayuntamiento de Palma limite a 30km/h la velocidad máxima permitida en la ciudad y ha reclamado otras medidas como la elevación de los pasos de cebra que se encuentren en tramos rectos “que inviten a correr”.

Según ha manifestado en un comunicado este viernes, el Ayuntamiento de Palma debería adoptar “medidas inmediatas” para que no vuelvan a producirse atropellos en la ciudad y para que Palma “sea para las personas”.

Entre otras reclamaciones, han pedido que la distancia máxima entre pasos de peatones sea de 200 metros, que se exija el cumplimiento de la ley a todas las personas que, cuando llevan en coche a sus hijos, aparcan en doble fila y que se prohíba aparcar sobre las aceras.

Asimismo, han exigido que se ponga límite a la privatización del espacio público, “corrigiendo las numerosas ocupaciones abusivas de las aceras por bares y restaurantes” y que la normativa sobre accesibilidad sea respetada “en todos sus extremos”.

Por otra parte, la plataforma ha asegurado de que su próxima acción será requerir al regidor de Movilidad, Joan Ferrer, la información sobre el número de denuncias que se han producido por no respetar los pasos cebra ni el rojo del semáforo, por exceso de límites de velocidad, aparcar en doble fila o encima de la acera y por utilizar el claxon fuera de los supuestos contemplados por el Reglamento General de Circulación.

Además, pedirán el número de enuncias hacia ciclistas por circular por la acera y las denuncias contra motocicletas de gran cilindrada por conducción temeraria y exceso de ruido.

“Estos datos nos permitirán medir hasta qué punto el Ayuntamiento de Palma vela por sus ciudadanos no motorizados, que son mayoritarios, vulnerables ante el poder del coche y merecedores de máxima protección”, han manifestado.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.