La Sección Segunda de la Audiencia Provincia de Baleares juzga este lunes a C.H.P. un mujer de 35 años que en agosto de 2016, estando presa en el Centro Penitenciario de Palma abusó sexualmente de su compañera de celda mientras estaba dormida.

Según el escrito del Ministerio Fiscal, la mujer con ánimo libidinoso le hizo “tocamientos por el pecho y la vagina” llegando a introducirle “en alguna ocasión los dedos en la vagina”.

La Fiscalía le pide un total de siete años de cárcel a la mujer, que ya se encontraba en prisión por un delito de tráfico de drogas al que fue condenada por el Tribunal Penal del Primer Circuito Judicial de Alajuela (Costa Rica).

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.