Un conductor borracho ha acabado empotrado contra un autobús al intentar darse a la fuga después de golpear un taxi en el Paseo Marítimo de Palma.

El suceso ha tenido lugar poco antes de las siete de la mañana cuando el taxi -con tres pasajeras a bordo- ha sido golpeado por detrás por un turismo cuyo conductor, en vez de detenerse, ha cambiado de carril y ha acelerado con intención de darse a la fuga.

Sin embargo, el individuo no ha llegado muy lejos ya que al poco de iniciar la huida se ha topado con un autobús detenido y contra cuya parte trasera se ha empotrado, lo que ha permitido que el taxista pudiera darle alcance.

Hasta el lugar se ha desplazado una dotación de la Unidad de Intervención Inmediata (UII) de la Policía Local de Palma quienes se han hecho cargo de la situación y han realizado la prueba de alcoholemia al conductor infractor y en la que ha dado positivo.

Aunque no ha habido que lamentar heridos de carácter grave, tanto las tres pasajeras del taxi como el conductor infractor se quejaban de dolores cervicales pero ninguno de ellos ha necesitado ser trasladado hasta un hospital.

En sus explicaciones a la Policía, el hombre ha asegurado que él circulaba por el carril y no se ha percatado de que el autobús estuviera parado, lo que ha provocado que chocara contra él. Sin embargo, ha omitido cualquier referencia del golpe al taxi y su posterior huida.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.