La Policía Local está llevando a cabo las averiguaciones pertinentes para poder identificar al conductor de una motocicleta que el pasado día 11 fue pillado cuando circulaba a 132 km/hora en una vía limitada a 50 km/hora.

Según han explicado fuentes policiales, “es una Kawasaki Ninja 650, modelo 2012. Se tiene identificado al propietario y se le requerirá para que se persone en el cuartel de San Fernando y proceda a identificar a la persona que en ese momento conducía. Si no quisiera o pudiera hacerlo, se le puede imputar el delito a él”.

La motocicleta fue “cazada” a la altura del número 35 de la Avenida Gabriel Roca (Paseo Marítimo) donde se hallaba dispuesto un equipo de mediciones de radar de la Policía Local, en un punto además, “en el que hay señalización informando de los límites de velocidad permitidos tanto en un sentido como en el otro. Además, hay que tener en cuenta que los radares que utilizamos siempre señalan algo menos de velocidad que la velocidad real a la que se circula”, añaden desde la Policía Local.

Un delito que puede ser castigado, además de con la retirada del carné y una sanción económica, con cárcel.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.