La avenida de Gabriel Alomar y Villalonga en Palma sigue siendo objeto de las quejas de los vecinos. Si el pasado mes de diciembre era por el estado de la acerca en frente de Escuela Graduada, ahora lo es por los desperfectos en el asfalto.

Un vecino ha enviado una fotodenuncia a Crónica Balear explicando que en Avenidas hay un importante boquete en la vía, lo cual puede ocasionar algún problema para los coches. “Cada vez se hace más grande”, lamenta este palmesano.

Pero el peligro no solo es para los vehículos que pasen, sino que también puede causar alguna caída entre los peatones. Este desperfecto coincide con un paso de peatones, por el que “pasan infinidad de personas, sin contar los niños del colegio” de la Escuela Graduada.

Además, el resto de carriles de esta zona concreta tampoco aparentan estar en óptimas condiciones, según se ve en las imágenes que nos ha enviado un lector. El carril bus de la derecha, el más afectado a simple vista.

“Hace meses que está así, me siento mal por la dejadez de la ciudad“, lamenta este vecino. A su vez, critica que la policía pase a diario por la zona y que no instale algún tipo de señalización para evitar accidentes.

En el caso de los desperfectos en la acera que denunciaron en diciembre, a los pocos días de su publicación en este diario digital se puso una solución temporal más digna. De momento, los daños en el asfalto siguen sin resolverse.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.