Los Bomberos de Mallorca participaron el domingo al mediodía en el rescate de un burro que había caído en un agujero en la finca pública de Galatzó, en Calvià. Tras unos minutos de trabajo, lograron sacar al animal en buen estado de salud.

Unos excursionistas avisaron de que el asno no podía salir. Solo dejaba asomar su cabeza y se veía que aún seguía con vida. Así, los bomberos acudieron al rescate.

Para extraer al animal, tuvieron que desmontar un marge que había justo al lado y romper el resto de un tronco que había entre medias. Tras 20 minutos de trabajo, el burro pudo ser liberado. En un principio se ve que le costaba un poco caminar, pero rápidamente se repuso y empezó a comer.

Al parecer, el asno cayó por un agujero que la hierba cubría. No se sabe exactamente cuánto tiempo llevaba, pero sospechan que debía permanecer atrapado desde la noche del sábado.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.