La Academia de Jurisprudencia ha rendido este lunes en el Colegio de Abogados de Palma un homenaje póstumo a Ángel Reigosa, el primer presidente del Tribunal Superior de Justicia de Baleares (TSJIB) y académico de Honor, que falleció el pasado 8 de mayo.

Con motivo de la sesión necrológica, el presidente del TSJIB, Antoni Terrasa, ha destacado que Reigosa “fue un jurista que procuró eminentemente la independencia judicial”.

Así, ha dicho que “supo defender la tarea judicial en momentos críticos” y que, “especialmente, tuvo una idea del derecho que huía de aplicaciones teóricas o abstractas”. “Siempre buscaba las consecuencias efectivas en los ciudadanos en los que se aplicaba el derecho”, ha dicho.

De esta manera, ha remarcado que hizo “un tratamiento del derecho especialmente destinado a los efectos que pudiera producir en las personas que se les aplicaba” y, además, “fue una persona que tuvo buenas relaciones institucionales y personales con casi todo el mundo”.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.