WRC.COM

El piloto francés Sébastien Ogier (Ford) se ha proclamado este domingo campeón del mundo de rallys de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) por quinto año seguido, tras lograr un tercer puesto en el Rally de Gales que le ha asegurado el triunfo en la general.

El galo certificó su corona con una tercera posición que impedirá que el belga Thierry Neuville y el estonio Ott Tanak, segundo y tercer clasificados, tengan posibilidades de optar a la primera posición en la última prueba que se disputará en Australia.

El piloto de 33 años no brilló este curso lo mismo que en otros, pero demostró una regularidad notable con dos victorias y siete podios, acompañado en el interior de su Ford Fiesta en cada ocasión por su copiloto Julien Ingrassia.

Además, su compañero, el galés Elfyn Evans, logró su primera victoria en su tierra natal y ayudó al M-Sport World Rally Team a conquistar su primer título de marcas desde 2007. Neuville completó el podio subiendo al segundo escalón.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.