La Policía Nacional ha detenido en Palma a cinco personas, tres de ellas menores, en el marco de una investigación sobre prostitución de menores y tráfico de sustancias estupefacientes. Los arrestados acogían en dos viviendas ocupadas de la ciudad a adolescentes se fugaron de centros de menores de Mallorca.

Las investigaciones llevadas a cabo por la Unidad de Familia y Mujer (UFAM) de la Policía Nacional en colaboración con el Servicio de Menores y Familia del Institut Mallorquí d’Afers Socials (IMAS) se iniciaron el pasado mes de febrero. Entonces, tuvieron descubrieron que una casa de Palma había sido ocupada por chicas y chicos menores, que se escaparon centros de menores de esta isla. Asimismo, se tenía conocimiento de que allí podían estar ocurriendo ilícitos penales contra las libertades sexuales y contra la salud pública.

La compleja investigación confirmó la existencia de dos viviendas ocupadas en Palma. Allí, varias menores, algunas de ellas captadas en el mismo centro de menores por otro menor, acudían tras fugarse del centro. Al menos pasaban una noche en estas casas.

En las viviendas investigadas, los detenidos, tres menores de 14, 16 y 17 años y dos mayores de 21 y 24 años, ofrecían a las menores quedarse en las mismas mientras estuvieran fugadas de los centros. A la vez, les invitaban a consumir distintas sustancias estupefacientes y cerveza. Incluso llegaban al punto de obligar a algunas menores a tener relaciones sexuales con ellos o a ofrecerles droga a cambio de mantener relaciones sexuales. Hasta la fecha, hay nueve víctimas.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.