Foto: Reuters


Cientos de personas han tenido que ser evacuadas en la localidad de Burnank, al noroeste de Los Angeles, California, por un incendio que se desató el viernes y que amenaza ya a varios núcleos urbanos y 1.500 acres (más de 600 hectáreas) de terreno, según han informado las autoridades estadounidenses.

Los equipos de emergencia han ordenado evacuar 200 casas de los cañones de Reveri y Haines y un resort de golf cercano, ha indicado Margaret Stewatr, del Departamento de Bomberos de Los Angeles, en declaraciones recogidas por la cadena NBC.

El Servicio Meteorológico Nacional, que había emitido una alerta por calor para la zona, ha explicado que lo más probable –a falta de una investigación en profundidad– es que el incendio comenzara por las «temperaturas peligrosamente altas» que se han registrado en los últimos días.

Unos 500 bomberos luchan contra las llamas, de acuerdo con Stewart, que ha destacado que proceden de distintos condados, incluido Los Angeles, el mayor de la zona.

«Debido al errático comportamiento, propiciado por las fuertes ráfagas de viento, no estamos en condiciones de dar una predicción fiable» sobre la evolución del fuego, ha dicho el Departamento de Bomberos de Los Angeles.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.