El Consorcio de la Serra de Tramuntana considera que la Declaración de Patrimonio Mundial sigue vigente y que, por lo tanto, no se encuentra en peligro, pese al conflicto surgido por el “vertido descontrolado” de residuos en el Torrent de Pareis.

Según ha recordado el Consell de Mallorca en un comunicado, la Serra de Tramuntana fue declarada Patrimonio Mundial por la Unesco en 2011 “por representar un ejemplo de paisaje agrícola mediterráneo, convertido en un paisaje productivo”.

La Serra está formada por 19 municipios con más de 1.000 Km2 en su conjunto. Asimismo, han recordado que Sa Calobra se encuentra situada en la zona de amortiguación y, por lo tanto, no forma parte de la zona núcleo de la Serra declarada Patrimonio Mundial.

“El conflicto entre la Conselleria de Medio Ambiente y el Ayuntamiento de Escorca es un conflicto puntual y eventual entre dos instituciones”, han asegurado.

Igualmente, el Consorcio considera que, a pesar de no estar en peligro la Declaración “este conflicto afecta no solo al ayuntamiento de Escorca si no al conjunto de la isla puesto que un paraje natural tan emblemático como Sa Calobra no puede dar esta imagen”, han dicho.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.