El ex regidor y ex diputado del PP, Álvaro Gijón, que ha declarado este jueves ante el juez instructor del ‘caso Cursach’, Manuel Penalva, ha asegurado que la testigo protegida número 31 «miente» y ha negado los hechos: «Yo no he organizado jamás una fiesta ni con prostitutas ni policías ni conozco al señor Cursach».

Gijón ha participado en un careo con dicha testigo para el que, según ha explicado, no estaba avisado. «Me ha dicho (la testigo) que yo había ido a un prostíbulo, le he contestado que me diga las fechas y me ha respondido que no las tiene apuntadas en su dietario. ¿Así cómo me puedo proteger? Son contradicciones una detrás de otra», ha asegurado visiblemente molesto.

Tras Gijón ha comparecido ante Penalva el ex jefe de la Policía Local, Joan Mut, que también ha negado todos los hechos y se ha negado a participar en el careo con la testigo. Después de él, ha entrado el ex presidente del PP de Palma, José María Rodríguez y, tras él, el ex intendente jefe de la Policía Local de Palma, Antoni Vera.

Gijón, por su parte, ha explicado a los medios de comunicación, tras su declaración, que la testigo también le ha acusado de llamar desde su número «a la casa», cosa que ha negado. «Dime cuándo y pediremos las facturas y comprobaremos que no es así», ha informado que ha dicho.

Además, ha reiterado que «es imposible defenderse» y ha calificado las acusaciones de «absurdo». «Se ha equivocado otra vez de conductor, ha dicho que el dinero se lo daba una vez yo y luego otra persona. Si a los policías le pagan las prostitutas y los de las drogas, ¿por qué a mí solo me pagan las prostitutas si se supone que soy el jefe? ¿Por qué tengo un trato peor que los policías? Es una situación de indefensión absoluta», ha censurado.

En este sentido, ha señalado que su agenda es pública desde 2011 a 2017 y que tiene el móvil geolocalizado desde hace cinco años. Por esto, les ha pedido las fechas, porque aunque en la primera versión los hechos «ocurrieron en 2006 ahora es entre 2014 y 2015». «Qué me las digan», ha hecho hincapié.

Respecto a las anotaciones manuscritas del dietario, ha señalado que ha pedido «pruebas caligráficas» y se las han negado porque, según le han dicho, «en el cuaderno sale gente que no tiene que ver con el caso».

«HACE UNOS AÑOS, UNO ERA EL MINISTRO, AHORA SOY EL PRINCIPITO»

Así, ha asegurado que tiene la «sensación» que todo ha sido «para generar morbo» y para que en la prensa salga cómo le apodaban: «El Principito». «Hace unos años, uno era el ministro, ahora soy el Principito», ha lamentado de manera indignada.

Por otro lado, ha explicado que el testigo protegido del ‘caso ORA’ y el de este caso «mienten». «Si ya no es necesario el juicio, porque estoy juzgado, que no me hagan venir aquí, que me lleven directamente a la cárcel, como todos dicen una sarta de mentiras ya estoy condenado», ha criticado.

«Yo no he organizado jamás una fiesta ni con prostitutas ni policías, no conozco a Cursach, ni nadie del grupo Cursach me ha venido a pedir nada», ha dicho para después añadir que vio a la testigo «en 2006 por un torneo de pádel» de policías de Mallorca «en beneficio de Aspanob» y no la ha «vuelto a ver».

Sobre las posibles fotos que hay de él participando en fiestas, Gijón ha pedido que, si no las ha trucado, que las saque. «No he estado jamás» ha dicho y después ha agregado que la testigo «ha tenido el don de la ubicuidad»: «Ha estado en las fiestas de Cursach, de su competidor, en la sala VIP de Titos, cuando se descargaba droga en el Paseo Marítimo, en otro chalé de Génova, en las fiestas de Megasport… y diez años sin decir absolutamente nada.»

«No le doy a ninguna credibilidad. No voy a dimitir, porque no he hecho absolutamente nada de lo que se me acusa», ha zanjado.

RODRÍGUEZ PRESENTA 21 ANÁLISIS CLÍNICOS

Por su parte, el ex presidente del PP de Palma, José María Rodríguez, ha reiterado este jueves que él «jamás» ha estado en «ningún prostíbulo», que «jamás» ha «fumado ni consumido alcohol» y que «jamás» se ha drogado. Para demostrar esto, ha dicho, ha presentado 21 análisis clínicos suyos desde 2005.

Ante los medios de comunicación, tras participar tabién en un careo con la testigo protegido número 31, Rodríguez ha dicho que «lo único nuevo» que ha surgido es «una pseudo-agenda» donde se dice con quién ha estado, qué ha costado la sesión y quién la ha pagado y, ante esto, le ha reiterado al juez que él «jamás» ha acudido a prostíbulos «por lo que no puede ser verdad».

En referencia a organizar fiestas, ha dicho que lo que él desprecia, no lo organiza y ha señalado que solo se ha dado una fecha -que no ha detallado- que tiene que comprobar. Además, en el momento en que se dice que se cometieron los hechos -de 2014 a 2016- él no tenía ningún cargo público, «solo era el presidente del PP de Palma», ha precisado.

ANTONI VERA, DISPUESTO A EMPRENDER ACCIONES

Felio Bauzá, el abogado defensor del ex intendente jefe de la Policía Local de Palma, Antoni Vera, ha asegurado este jueves que su cliente está dispuesto a «tomar acciones», tras las acusaciones vertidas sobre él dentro de este caso. Tras su declaración, Bauzá ha explicado que este ha apelado a Penalva, a que lleve «la instrucción hasta el final».

Así, ha señalado que no llevará a cabo las acciones legales ahora «para no obstruir a la justicia ni coaccionar» y que su cliente «nunca en la vida» ha visto al fundador de Pabisa, Pascual Bibiloni, ni a la testigo protegido número 31 «ni a la señorita Karina».

Sobre la agenda o dietario, Bauzá ha dicho que pedirán pruebas para comprobar «si es o no falso» y que la inclusión de Vera tiene un tachón al final por lo que no se ve si es una ‘d’ o una ‘a'». «La relación es indirecta y tenemos reservas de la credibilidad de este documento», ha dicho.

3 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.