El Colegio de Ingenieros Agrónomos de Levante (Coial), cuyo ámbito territorial comprende la Comunitat Valenciana y Baleares, ha pededio “cordura, tranquilidad y prudencia” ante la detección de la bacteria ‘Xylella fastidiosa’ en casi un centenar de especies vegetales ubicadas en el archipiélago.

El delegado del Colegio en Baleares, Omar Beidas, ha recordado que tanto el Govern como el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, han actuado de forma coordinada, tomando una serie de “severas medidas de contención”.

[adrotate banner=”125″]

Entre ellas, destaca la prohibición de libre circulación de material vegetal susceptible de hospedar la bacteria entre Baleares y la península y la eliminación de todo el material infectado.

No obstante, Beidas ha apuntado que desde el colegio se va a seguir “muy de cerca” la dotación de recursos que hacen las administraciones, y que si resultan insuficientes, denunciarán y reclamarán.

Desde el Coial han explicado que la ‘Xylella fastidiosa’ puede hospedarse en más de 300 especies, muchas de ellas silvestres u ornamentales, las cuales pueden no mostrar ningún tipo de sintomatología pero ser contenedoras de la bacteria.

Por este motivo, el colegio ha mostrado su “cautela y prudencia a la hora de aventurar las medidas a adoptar”.

“La lenta capacidad reproductiva de esta bacteria, así como el estado de afectación de los positivos que desde la Administración balear se están detectando, parecen indicar que está presente desde hace años en el territorio balear, y por ello, las probabilidades de su detección en otras regiones peninsulares son más que elevadas” ha destacado Beidas.

Respecto a la solicitud de varios colectivos agrarios de la península de de erradicación para evitar que la bacteria pudiera llegar al resto de España, el portavoz ha indicado que se está ante un problema de sanidad vegetal y “no queda otra que atender las recomendaciones y planteamientos que desde Comisión Mixta, Grupo de Expertos y Grupo de Dirección y Coordinación”.

RESULTADOS A MEDIO-LARGO PLAZO

“Las experiencias con la Xylella fastidiosa en Estados Unidos, donde la bacteria lleva instalada 60 años aportan valiosa información y experiencia para establecer medidas y proponer actuaciones a los integrantes de los citados grupos de expertos”, han comunicado.

Desde el colegio marcan un horizonte de “medio-largo” para empezar a obtener resultados que minimicen el impacto de esta bacteria y han destacado la importancia de que las administraciones competentes cuenten con equipos de ingenieros agrónomos estables para poder desarrollar medidas efectivas de contención.

Esta bacteria afecta a gran variedad de hospedantes como los almendros, los olivos y otros cultivos como los cítricos o los viñedos.

La bacteria, han informado, ataca especialmente a ejemplares de elevada edad, con poca o ninguna medida cultural, debilitando o incluso pudiendo llegar a secar y matar el árbol.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.