Los equipos de emergencia han protagonizado esta mañana el arduo rescate de un perro malherido que se encontraba atrapado entre las rocas tras caer en la zona de la carretera que une los municipios de Pollença y Lluc; en el Camí de Can Sales. Los hechos han ocurrido sobre las once de la mañana, cuando se ha recibido el aviso en la central.

[adrotate banner=”125″]

Un joven que se encontraba trabajando en un chalet de la zona ha comenzado a oír ruidos que parecían transformarse en quejidos y ladridos. Tras acudir al lugar de donde provenían, ha localizado al animal. Al parecer, el perro es de una vecina y se había escapado en la tarde de ayer; salió corriendo tras una cabra y se perdió.

Ambos animales habían caído entre las rocas; la cabra murió por el golpe pero el perro quedó presionado y sin poder moverse. Se ha dado aviso a la Policía Local de Pollença mientras su propietaria intentaba sacarle, pero al tratar de cogerlo por el collar, éste se ha soltado del cuello del animal. Además, el perro se encontraba muy nervioso y asustado, por lo que era imposible maniobrar para sacarle, el animal mordía a los agentes que lo intentaban.

Se ha requerido la presencia de los Bomberos de Mallorca pero tras acceder al lugar, desde el parque de Inca, tampoco han podido desatascarle. Tras infructuosos intentos en los que el animal no dejaba opción a maniobra por su estado de nervios, se ha decidido solicitar la ayuda de dos veterinarios. Han sido ellos quien, tras sedarlo, han logrado tranquilizarlo para proceder a su rescate.

Durante más de dos horas, los equipos de emergencia han trabajando en la zona para liberar al animal y tras lograrlo ha sido directamente trasladado a una clínica veterinaria. Los profesionales examinarán al perro para determinar las consecuencias de la caída.

 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.