Los centros educativos de Baleares cuentan con un nuevo protocolo de absentismo escolar, un documento que ofrece herramientas para la prevención, detección y actuación ante el absentismo, ha informado la Conselleria de Educación y Universidad.

Este protocolo, que está a disposición de todos los centros, tanto públicos como concertados, ha sido elaborado por la Dirección General de Innovación y Comunidad Educativa y ya se ha empezado a aplicar en el curso 2016/17.
[adrotate banner=”102″]
El protocolo se ha elaborado partiendo de un estudio de la situación de absentismo escolar en los centros educativos de las Islas Baleares y después de la revisión de las diferentes medidas y protocolos existentes.

A partir de estos elementos se elaboró una propuesta que se envió a los agentes implicados como son los profesores técnicos de servicios de la comunidad, orientadores educativos, Fiscalía de Menores, Servicios de Menores, Servicios Sociales de Palma y la Inspección Educativa, que han presentado más de cincuenta aportaciones que se han tenido en cuenta para su redacción final.

El objetivo de esta iniciativa es establecer una línea clara de actuación para todos los centros educativos que permita una acción rápida, coordinada y efectiva en los casos detectados, sin dejar de lado acciones destinadas a trabajar a medio y largo plazo para actuar en prevención.

El protocolo destaca el carácter de prevención, detección y de intervención, y da a los centros educativos las herramientas adecuadas para la detección del absentismo escolar, a la vez que plantea las estrategias y líneas de actuación en los diferentes casos.

Para hacer un diagnóstico de la situación actual de absentismo escolar, el Servicio de Atención a la Diversidad de la conselleria ha realizado un estudio entre los centros de Infantil y Primaria, tanto públicos como concertados, según los datos recibidos por parte del 84 % del total de centros de las islas.

Los resultados muestran que un 62,6 % de los centros que han facilitado los datos tienen algún grado de absentismo. El estudio destaca que Mallorca e Ibiza cuentan con un 61 % de centros con casos de absentismo, Menorca un 27 % y de Formentera no se dispone de datos.

En las Islas Baleares el curso pasado 2015-2016 se abrieron 923 protocolos por absentismo escolar en centros de Educación Infantil y Primaria (CEIP), como resultado tanto de las derivaciones realizadas por los centros a la Policía, a la Fiscalía de Menores, como de la información de los registros propios de los centros educativos.

El 26,8 % del absentismo escolar recae en 11 centros, que cuentan con más de 15 protocolos abiertos en el mismo centro, y el 73 % se reparte entre los 252 centros restantes.

En el caso de la Educación Secundaria (ESO) han recibido los datos correspondientes un 42,3 % de centros y, de éstos, hay un total 888 protocolos abiertos tanto a IES como a centros concertados que corresponde a 63 centros, tanto públicos como concertados.

De este total de protocolos abiertos, 532 correspondiente a 9 centros (60,3%) y el 39,7 % recae en los 54 restantes.

En Baleares, actualmente, hay un total de 410 centros educativos: 221 CEIP, 70 IES, 4 CIFP y 114 centros concertados.

El protocolo diferencia hasta tres tipos de absentismo (esporádico, intermitente y crónico) y va dirigido a niños de entre 6 a 16 años que conforman los ciclos de enseñanza obligatoria, aunque también se aplicará con carácter preventivo al segundo ciclo de Infantil para niños de 3-6 años (enseñanza no obligatoria).

El objetivo primordial es conseguir la plena escolarización y potenciar la prevención y el control del absentismo escolar de los menores de 3 a 16 años.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.