18 Junio 2016

Camps acusa al Govern de “demoler” la escuela concertada

por
Camps acusa al Govern de “demoler” la escuela concertada
Antoni Camps

El diputado popular Antoni Camps ha acusado hoy al Govern de “demoler” el sistema concertado de educación discriminando y marginando a los colegios concertados.

“La izquierda, en su afán por imponer su modelo educativo exclusivo y excluyente a todos, quiere dejar morir por inanición la escuela concertada”, ha manifestado Camps a través de su blog.

El diputado popular ha defendido que los colegios concertados son un “modelo de éxito” cuya plaza escolar cuesta a las arcas públicas la mitad que la de un colegio público.

“Además, supone una garantía de pluralidad e independencia, precisamente todo lo contrario de lo que pretenden los nuevos inquisidores que solo quieren un modelo único para todos y un sistema dependiente de los poderes públicos”, ha afirmado.

El diputado del PP ha asegurado que se trata de “un proceso de demolición por asfixia, a fuego lento, de forma imperceptible para evitar una reacción sonora en su contra”. “No lo hacen a cara descubierta, como en Valencia, sino que lo hacen de forma sibilina y astuta”, ha dicho.

Camps ha incidido en “la aversión y el odio” del Govern hacia la escuela concertada, “y más si ésta pertenece a entidades de la iglesia”. Ha puesto como ejemplo lo sucedido en la escuela infantil Xipell de Ciutadella donde, ha apuntado, el Ejecutivo autonómico ha decidido eliminar el concierto de una de sus aulas.

Asimismo, ha recordado que el Govern también negó el concierto de bachillerato al colegio La Salle de Mahón y suprimió el de los cursos de ESO de los colegios Aixa y Llaüt de Palma

El diputado autonómico ha acusado a la candidata de Units Podem Més al Senado Marga Benejam de defender la eliminación de la escuela concertada y la imposición de un único modelo educativo. También ha lamentado que el candidato del PSOE al Senado Miquel Company califique la escuela concertada como “un mal menor”, que en la medida que se pueda se debe ir suprimiendo.

“Ambas posturas suponen un ataque frontal a la libertad educativa proclamada en la Constitución y un mazazo a la libertad que deben tener todos los padres a poder elegir la educación que prefieren para sus hijos en igualdad de condiciones”, ha subrayado.

“La izquierda ha salido de caza y van a por todas”, ha concluido.

También te puede interesar

Envia tu opinión

Tu email no sera publicado.