Una joven de 20 años ha salvado la vida tras precipitarse desde un cuarto piso en la calle Pascual Ribot y caer sobre un vehículo estacionado que ha amortiguado el golpe.

El suceso se ha producido sobre las 6:15 horas y la Policía Nacional se ha hecho cargo de las investigaciones para aclarar lo sucedido aunque, las primeras hipótesis, apuntan a que la joven se hallaba en estado ebrio y que se lanzó voluntariamente tras una fuerte discusión previa con quien comparte el piso.

Varias ambulancias, así como dotaciones de la Policía Local y la Policía Nacional, se personaron de inmediato en el lugar y pudieron comprobar que la chica estaba viva y que no presentaba heridas graves.

Tras ser atendida por el personal médico de la ambulancia ha sido trasladada hasta un centro hospitalario donde ha quedado ingresada.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.