Manos… ¿limpias?

Pedro A Munar

No parece que corran buenos tiempos para el sindicato Manos Limpias.

Si el pasado mes de febrero fallecía su presidente, Francisco Jiménez, y las dimisiones presentadas por varios altos cargos aumentaron hasta desarbolar de manera significativa la estructura del Sindicato, se sumó después la detención del secretario, Miguel Bernad, considerado por muchos como el auténtico cerebro de la empresa.

Ha sido la decisión de un juez de la Audiencia Nacional la que ha hecho que Bernad haya dado con sus huesos en la cárcel y, además, sin posibilidad de salir bajo fianza porque los delitos que se le imputan (los mismos que al presidente de Ausbanc, Luis Pineda) son los de extorsión, amenazas y pertenencia a organización criminal.

Ahí es nada.

El juez sostiene que ambos pedían fuertes sumas de dinero a cambio de retirar las acciones judiciales interpuestas por ellos mismos contra otros y que Pineda, incluso, se ofreció a hacer de “intermediario” para que Manos Limpias retirara la acusación contra la infanta Cristina en el caso Nóos, solicitando por ello 3 millones de euros a la Fundación La Caixa y el Banco Sabadell.

Por su parte, el fiscal Horrach y otros abogados –personados todos ellos en el caso Nóos– estudian ahora como expulsar de la causa a Manos Limpias.

De hecho, la tensión ha llegado a tal punto que, hace unos días, la abogado Virginia López Negrete y el propio fiscal mantuvieron una sonora riña cargada de reproches mutuos.

La clave de todo este embrollo podría estar en un documento de Manos Limpias; más exactamente en una acta con fecha de 11 de febrero de 2012 en la que se acordó interponer una querella contra la Infanta, Iñaki Urdangarín y otros. Sin embargo, varias fuentes internas del Sindicato aseguran que este documento es falso y que fue Bernard quien lo falsificó para asegurarse un importante golpe mediático cómo era la participación del Sindicato en el macro juicio que iba a suponer Nóos.

Y, por si fuera poco, a todo lo explicado se suma una acusación de apropiación y blanqueo de capitales sobre la abogada López Negrete y el propio Bernad quienes, según la versión de Fiscalía, se repartieron más de 100.000 € en efectivo y cuyo origen no han podido justificar.

Más sombras que luces ofrece la versión dada por los acusados de que esa cantidad eran “honorarios profesionales” pues desmiente las manifestaciones del propio Bernad -en el sentido de que los abogados del Sindicato no cobraban- y es un hecho incompatible con la propia filosofía de Manos Limpias –una entidad sin ánimo de lucro que no puede, por tanto, “cobrar honorarios” por su labor-.

Pero Bernad no tira la toalla e intenta evitar la disolución del Sindicato.

Desde la cárcel –y fiel a su lema “Donde exista un delito, debe haber alguien capaz de denunciarlo”- ha solicitado a su cohorte de abogados que sigan adelante con todas las causas abiertas en las que participa Manos Limpias (contra Artur Más, los ERE de Andalucía o el propio Nóos) y que no suelten su presa hasta el final.

Pedro Antonio Munar Rosselló (abogado)

2 Comentarios

  1. Really best folks messages are meant to charm allow honor toward groom and bride. Newbie speakers in front of excessive locations really should generally our own gold colored dominate in preitnesng and public speaking, which is to be private interests home. very best man speach

  2. Y no se les cae la cara de verguenza?. Bueno no tiene ninguno de
    ellos.
    Pena de pais empobrecido por nuestros queridos politicos. Y aun asi les seguimos votando.
    Sera que somos un poco masoquistas todos?

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here