La actividad gripal en Baleares está por debajo de la media nacional al registrar 95,8 casos por cada 100.000 habitantes

La actividad de la gripe se encuentra en Baleares por debajo de la media nacional, al registrar 95,8 casos por cada 100.000 habitantes, según los últimos datos de la Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica del Instituto de Salud Carlos III,

No obstante, la actividad de la enfermedad en España ha vuelto a crecer ligeramente en la última semana hasta rozar nuevamente los 200 casos por 100.000 habitantes. De esta manera, la onda epidémica de este año está siendo prolongada aunque “de menor intensidad” que la del año pasado.

En concreto, según los datos del 14 al 20 de marzo, la incidencia en España de la gripe se ha situado en los 197,27 casos por 100.000 habitantes, frente a los 189,27 de la semana anterior, y se acerca de nuevo a los 210,26 casos registrados a finales de febrero, que hasta ahora marcan el pico máximo de esta temporada.

De hecho, los autores del informe apuntan que la actual es la novena semana por encima del umbral epidémico “sin que claramente se haya llegado al pico de la epidemia”, de ahí que los datos hagan pensar que “nos encontramos ante una onda epidémica prolongada”.

La evolución en esta semana sólo es creciente en la Comunidad Valenciana mientras que se estabiliza o se mantiene decreciente en el resto. El nivel de intensidad de la actividad gripal es alto en la Comunidad Valenciana, medio en las redes de Aragón, Castilla-La Mancha, Cataluña y Ceuta, y bajo en el resto del territorio vigilado.

Por grupos de edad, la incidencia semanal de gripe asciende en niños entre 5 y 14 años, si bien el ascenso no es significativo en ningún grupo, según señala el informe.

En esta semana, y en virtud de los datos recopilados a través de las redes del Sistema centinela de vigilancia de gripe en España, la región más castigada vuelve a ser Aragón, con 569,8 casos por 100.000 habitantes, seguida de Comunidad Valenciana (382,2), Castilla-La Mancha (268,8), Cataluña (267,6) y Navarra (207,4).

Ya por debajo de la media nacional se sitúan La Rioja (128,6), Andalucía (108,5), Ceuta (97,2), Extremadura (96,6), Baleares (95,8), País Vasco (95,1), Asturias (94,2), Canarias (75,1) y Melilla (45,7), mientras que de Cantabria, Madrid, Galicia y Murcia no se especifican datos.

Además, el informe muestra como desde el inicio de la temporada 2015-16 se han notificado cinco brotes de gripe confirmada por laboratorio, tres en instituciones de cuidados de larga estancia y dos en instalaciones sanitarias.

MÁS DE 2.000 CASOS GRAVES Y 177 MUERTES

Del mismo modo, hasta el momento se han notificado un total de 177 muertes y 2.170 casos graves hospitalizados por el virus. En cuanto a los fallecimientos, el 62 por ciento eran hombres y el riesgo aumenta con la edad. De hecho, el 90,4 por ciento de los pacientes eran mayores de 44 años (y el 58% mayores de 64 años).

De los 177 casos, 93 habían ingresado en UCI y entre los 140 casos susceptibles de vacunación antigripal, con información disponible, 86 (61%) no habían sido vacunados.

En cuanto a los casos graves, el mayor número de casos se registra en el grupo de mayores de 64 años (37,2%) y en el de 45-64 años (35,5%). El 81,5 por ciento de los pacientes con información disponible presentaban factores de riesgo de complicaciones de gripe, siendo los más prevalentes la enfermedad cardiovascular crónica (29,5%), la enfermedad pulmonar crónica (25%) y la diabetes (24%). Y en los menores de 15 años la enfermedad pulmonar crónica (9,5%) y las enfermedades cardiovasculares (4,5%).

El 82 por ciento de los pacientes desarrolló neumonía y 746 casos ingresaron en UCI (36,7% de los que tenían información sobre este aspecto). De los 1.322 pacientes pertenecientes a grupos recomendados de vacunación, el 68 por ciento no habían recibido la vacuna antigripal de esta temporada.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here