Durán asegura que el PP “quiere hacer política a pie de calle” para ser el portavoz de los ciudadanos en Cort

La portavoz del PP en Cort, Margalida Durán, ha asegurado este martes que su formación “quiere hacer política a pie de calle para hacerse eco de las necesidades de los vecinos y ser su portavoz ante el Ayuntamiento de Palma”.

Así se ha pronunciado durante una visita a Can Pastilla, donde ha tenido la oportunidad de conocer, de la mano del presidente de la asociación de vecinos, Poncio Bover, las principales carencias y necesidades de la zona.

Entre los temas que la entidad ciudadana ha planteado a la comitiva del PP cabe destacar la necesidad de llegar a un acuerdo con el Ayuntamiento de Palma para efectuar una reforma en profundidad del campo de fútbol del C.F. Can Pastilla.

Estas instalaciones presentan un mal estado de conservación que hace inviable su utilización por parte de los usuarios y se hallan cerradas desde hace cuatro años y, entretanto, el deterioro del equipamiento deportivo ha ido aumentando a pasos agigantados, informa el PP en un comunicado.

Según la portavoz, la mejor alternativa sería que el Ayuntamiento recuperase la titularidad municipal de estas instalaciones y realizase una inversión económica suficiente para regenerar el campo de fútbol “y hacer posible que vuelva a ser un espacio útil para todas las entidades deportivas de Can Pastilla”.

Otra de las cuestiones planteadas por los vecinos ha sido la situación de los terrenos que ocupaba la antigua piscina pública, cuyo acceso se halla cerrado para proteger la integridad de las personas.

Aunque el solar pasó a manos privadas hace ya unos 15 años, Durán ha defendido la necesidad de que el equipo de gobierno mantenga negociaciones para que, ha indicado, “la propiedad pueda desarrollar algún tipo de proyecto que dinamice la actividad económica y social de Can Pastilla y, al mismo tiempo, libere a esta zona de Palma de un solar cuya falta de mantenimiento pone en riesgo la seguridad de residentes y visitantes”.

También las dependencias utilizadas por la asociación de vecinos “acogen problemas graves de conservación que Cort no ha podido resolver al no tratarse de un inmueble municipal”. Durante su visita, Durán ha señalado que las deficiencias del local “suponen, en algunos casos, un verdadero peligro para los usuarios, y es preciso poner manos a la obra y que la asociación pueda contar con unas dependencias en condiciones”.

Según Durán, Can Pastilla “sufre las consecuencias de una política equivocada y errática que ha fulminado el anterior sistema de recogida domiciliaria de enseres y lo ha modificado por otro que está fracasando estrepitosamente. El resultado es la acumulación de todo tipo de trastos en la vía pública, e incluso en el interior de los contenedores”.

Según el PP, también urgente mejorar las labores de mantenimiento, especialmente en el caso de los imbornales. De hecho, la proliferación de hojarasca, desechos y otros desperdicios en estos equipamientos aumenta considerablemente la posibilidad de que la zona se vea afectada por inundaciones en cuanto las lluvias empiecen.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here