23 septiembre 2015

C’s exige a Palmer medidas urgentes para acabar con las carreras ilegales de motos en la zona de la Serra

C’s exige a Palmer medidas urgentes para acabar con las carreras ilegales de motos en la zona de la Serra

La portavoz de Ciudadanos (C’s) en el Consell de Mallorca, Catalina Serra, ha reclamado a la delegada del Gobierno, Teresa Palmer, que “ponga en marcha las medidas que correspondan para acabar con las carreras ilegales de motos que se realizan semanalmente en la Serra de Tramuntana”.

“Esta problemática supone un grave peligro para los residentes que viven en los municipios de la Serra, y a su vez para los conductores, ciclistas y excursionistas que pasan por la zona”, ha señalado Serra.

La líder de C’s en el Consell ha manifestado que “no es suficiente que la Guardia Civil de Tráfico haga rondas en las carreteras”, por lo que considera que “se deberían realizar operativos de control, prevención y sanciones de forma aleatoria y sorpresiva”.

Por último, Serra ha mostrado su respaldo a los alcaldes de los municipios de la Serra que luchan conjuntamente para erradicar esta problemática. “Es lamentable no se pongan medidas urgentes para salvaguardar la seguridad de la ciudadanía”, ha recalcado.

También te puede interesar

14 Responses

  • rafael motero 11/01/2016 en 1:29 AM

    por cierto hoy ha muerto una pareja motera en el cruce de Son Serra de Marina……. un coche ha hecho el giro hacia son serra y se supone que la señora de 80 años no ha visto venir la moto… y la pareja ha ido directamente al cielo…..
    DEP
    O tambien cabe la posibilidad de que hayan querido matar a la abuela lanzandose contra ella, que los de la motos estan mu locos….

  • rafael motero 11/01/2016 en 1:26 AM

    gracias maikelnai. Muy ilustrativo y muy largo.

  • Bueno, bueno… seguimos con la problemática de los ovnis que aterrizan en la Tramuntana y abducen a ovejas y pastores… Esos hombrecillos verdes de ojos saltones nos están arruinando las excursiones y meriendas de fin de semana, por miedo a que nos metan en su nave interestelar y nos introduzcan sondas…

    Ah, no. Un momento. ¡Que resulta que estamos hablando de otra fábula fantástica! Las carreras de motos en la Ma-10, esa quimera basada en paupérrimas habladurías y vagos bulos que tanto le gusta abrazar a los portavoces “culturetas”.

    Ya teníamos claro que la clase política, y derivados, en este país está adulterada, e idiotizada, por qué no señalarlo de paso. Ciudadanos (o C’s, como les gusta abreviar en clave “rapera” a este grupo de supuestos “arreglamundos”) en una facción política catalana que nace con la intención, propósito y auto-designio de hablar por los ciudadanos, ser la voz defensora del pueblo, la plebe. Algo así como el Defensor del Pueblo, pero a lo grande, con una jerarquía y un montón de miembros que se aseguren de cobrar bien cobrado.

    La idea germinal no es mala. El problema es que nosotros, los ciudadanos, ya estamos más que empachados de “grupitos” políticos con supuesta buena fe, que pretenden hacernos tragar que lo que hacen lo hacen por el bien de todos, por mejorar este país, por enriquecer nuestras vidas, bla, bla, bla…

    Hoy en día ya no nos creemos nada. Nada. Todo huele a cuerno quemado y todo se mira con desdén y suspicacia. No nos queda otra. A palos hemos aprendido a no fiarnos y a no creernosntenciones de la clase política.

    Eso no significa que, realmente, no haya gente que de verdad quiera hacer las cosas bien y de forma honesta. Si no fuese así, apañados estaríamos… Pero, al parecer, los de C’s vienen siendo el mismo perro con collar distinto.

    C’s, el grupo político del Hip Hop, pretende hacernos creer que pelea de nuestra parte, que quiere velar por nosotros y protegernos. Y una de las cosas de las que nos quieren proteger, por lo visto, es de las motos. De esos locos cacharros que matan a viandantes y destruyen monumentos históricos a su paso… y le han dado potestad de conducir el tema a una supuesta mujer que va a salvaguardar nuestra integridad física.

    Amparada en este grupo musical, Catalina Serra, la portavoz en Baleares de C’s, se ha erigido como una nueva Catalina de Aragón, enarbolando la espada de la Santa Cruzada contra las motos asesinas. Sus pretextos, así como la base de su protesta, son de lo más infumable, vergonzoso y falso que se pueda leer. Está claro que esta señora ha sufrido un claro ayuno intelectual, y se cree que viendo el Sálvame o Gran Hermano ya le ha bastado para aprender a dirigirse a las audiencias.

    Catalina Serra quiere “acabar con las carreras ilegales de motos que se realizan semanalmente en la Serra de Tramuntana”. Bien. Parémonos a analizar esta frase. En ella se dan por hecho dos cosas, que se hacen carreras y que son semanales.

    Todos los que montamos en moto cada vez que podemos por la Sierra de Tramuntana, porque somos unos apasionados de ello, sabemos que eso es tan falso como que la “Ecotasa” a residentes es una necesidad vital para nuestra supervivencia. Falacia tras falacia, así funcionan los “culturetas” pseudo-gubernamentales. Obviamente, partiendo de la base de que estas carreras son un producto del imaginario colectivo de “odiadores de motos”, ya no importa señalar que la cadencia con las que se producen, supuestamente semanal, es un simple garabato más en el mapa de ignorancia de la señora Catalina Serra.

    Lo llamativo es lo bien que conoce los detalles de un chisme tan absurdo esta señora. Es decir, como se suele decir comúnmente, “se la han metido doblada”. Le han narrado la calumnia entera, con detalles bien puntualizados, y ella, tan pancha, ha aceptado esto como una gran verdad. ¿No le han enseñado en el Sálvame Deluxe a que hay que ratificar historias? ¿Es usted tan absolutamente básica que si le vienen con un rumor cualquiera da por hecho que es certero sin más? O lo que es peor ¿tiene usted algún familiar “odiador de motos” y por hacerle un “favorcillo” calumnia directamente al sector motero, sin pestañear?

    Sea como sea, si no se entera de la misa o si predica con mentiras a manos llenas, no creo que ser portavoz de nada se le ajuste demasiado. Un portavoz en un delegado que está autorizado a comunicar lo que piensa un gobierno. Si ese gobierno, o facción, o grupo “rapero” al que pertenece, cree conveniente que alguien hable por ellos largando rumorologías infundadas, lo que viene siendo una bola o trola, tienen un problema muy grande. Y es que el pueblo, la plebe, los ciudadanos, ya no están para monsergas, y saben contestar y parar los pies a tamañas sandeces.

    Lo pondré claro : Catalina Serra, usted difama, miente y habla de oídas sin ningún tipo de respaldo.

    Pero, claro, no se podía quedar en una falacia simple, no. “La Cati” tenía que adrezar su ensalada con más ingredientes, para que sea más indigesta e incomestible. A las carreras ilegales se le suman los detalles tales como “supone un grave peligro para los residentes que viven en los municipios de la Serra, y a su vez para los conductores, ciclistas y excursionistas que pasan por la zona”.

    Bueno. Me voy a preparar bien. Me siento en modo “racing” en mi butaca, me “crujo” los dedos, y me pongo las gafas de vapulear de cerca, porque me voy a poner las botas.

    Empezaré por “un grave peligro para los residentes”. Bien. Exijo, de forma encarecida, que se exponga y enumere públicamente a cuántos residente hemos matado nosotros, los de las motos. Porque hasta el día que yo conozco eso no ha pasado. No hay ninguna baja civil en esta batalla de las motos contra la población. Para argumentar algo hacen falta datos, números, estadísticas… ¿qué vecino a muerto a manos de nuestras máquinas de matar? No te confundas, Cati, que alguna moto se llame “Ninja” no obedece a fines bélicos.

    Ahora demos la vuelta a la pregunta ¿cuántos motoristas han muerto por la acción irresponsable de un vecino? Saquemos cuentas… si te atreves, Cati. Porque a lo mejor te llevas una sorpresa y lo que tenemos que hacer es acabar con las carreras ilegales de vecinos ¡vete tú a saber!

    Apuntaré algo más. A lo largo de los años hay innumerables casos de residentes que han decidido jugar con la vida de los moteros. Desde tirarles piedras hasta poner obstáculos en la carretera para hacer caer a los motoristas, como bolsas de basura o chinchetas.

    Y ahora, muy a mi pesar, la guinda a esta sensacionalista sentencia. Ayer, día 24 de Septiembre, hace 20 horas, se producía este suceso “…el hecho se ha producido en la carretera que discurre entre el Puig Major y Sóller sobre las 18:00 horas cuando dos motoristas bajaban en dirección a Sóller y, al tomar una curva, el que iba delante se ha topado con un vehículo que había invadido su carril lo que ha provocado que acabara cayendo de forma violenta contra la calzada al esquivarlo…” Este motorista, al que desde aquí le deseo la mejor de las recuperaciones, es uno de muchos. Él, circulando por su carril, se ha visto malogrado gracias a que un coche, uno de esos vehículos que adolecen de nuestra temeridad y cuyos conductores tienen su vida pendiente de un hilo cuando nosotros estamos cerca, ha invadido su carril y lo ha echado de la carretera. Cati, argumentas que nosotros somos un problema para la seguridad. Pero la realidad, patente en este lamentable caso reciente, escribe las cosas de una forma muy diferente.

    Cambios de sentido en zonas sin visibilidad, coches detenidos en medio de la calzada, distracciones al volante, gente con merma de facultades que probablemente no debería conducir un vehículo de 1200 kilos, falta de respeto por el vehículo más débil… Todas estas son causas reales que los coches suelen protagonizar y que terminan con moteros heridos o, a veces, muertos. Si se repasan las noticias de este año se podrán encontrar multitud de casos de este tipo. Y, sin embargo, ninguno en el que el motero haya matado a alguien que no haya sido a si mismo.

    Con respecto a los ciclistas… más de lo mismo. ¿Cuántos ciclistas han perecido a manos de los moteros? Es una pregunta retórica, porque la respuesta ya la sabes, Cati. ¿Quieres que enumeremos a ver cuántos ciclistas han sido arrollados por los mismos coches que temen por su integridad cuando ven a los moteros y su iracunda actitud y sus ojos inyectados en sangre?

    Es fantástico hablar por hablar. Y supongo que eso, en un bar, con unas “cañitas” y unos pinchos de morcilla con cebolla debe de estar bien. ¿Pero una supuesta y pretendida portavoz de un grupo político? Nefasto…

    Y los excursionistas… Pobrecillos. O no. Realmente, según tengo entendido, en sus países de origen venden “packs” de viajes de aventura y riesgo a la Sierra de Tramuntana. Yo, estando en Londres en una convención de “Avistamiento de seres interdimensionales y chupacabras albinos”, vi un folleto para turistas en el que rezaba algo así como “ve a Mallorca y trata de sobrevivir a la oleada masiva de moteros asesinos”. Sí, esto es veraz. Los turistas vienen aquí como venían los extraterrestres de “Depredador” a la tierra, para intentar sobrevivir en un planeta hostil y aspirar a llevarse un trofeo para colgarlo en su vivienda de Oxford. Allí hay un montón de casas en las que sobre la chimenea cuelga un casco de un motero abatido. Todo con mucha deportividad, eh… Eliminando el cachondeo de la ecuación, y poniendo las cosas sobre la mesa, me gustaría saber cómo es posible que los excursionistas corran peligro ante los moteros. ¿No será, a lo mejor, porque campan a sus anchas y cruzan la calzada y se paran a hacer fotos donde les viene en gana? Si un turista es atropellado en la carretera Ma-10 por un motero no hay que preguntarse ¿a qué velocidad iba la moto? No. Lo que hay que preguntarse en ¿qué leches hace un turista en medio de la carretera?

    Y además, la Cati dice esto : “no es suficiente que la Guardia Civil de Tráfico haga rondas en las carreteras, se deberían realizar operativos de control, prevención y sanciones de forma aleatoria y sorpresiva”.

    Vale, compro ese párrafo, pero solo el primer trozo. Que se hagan “operativos de control” . Lo que vienen siendo controles de toda la vida, donde se busca cualquier “chuminada” para multar. Pero, bueno, oye, las normas son las normas. Ahí sí tiene razón la portavoz del “hip-hop”. Realmente hacer controles sistemático para, por ejemplo, multar si no se lleva la pegatina de la ITV estropeando la estética de la moto me parece una “marranada” innecesaria, igual que, otrora, se multaba por no llevar bombillas de repuesto (ley que se erradicó tardíamente al ser antideluviana e ilógica). Estas “maniobras” están pensadas para, hablando en plata, joder al prójimo. Y es que no creo yo que si no llevas la pegatina o la cajita de las bombillas vayas a ser mas peligroso que si las llevas. Pero la ley es la ley. Vale. Multa al canto. No se puede replicar.

    Ahora, ¿lo de “sanciones aleatorias” a qué se refiere? No sé si sabes, Cati, que la palabra “aleatorio” hace referencia a la suerte o al azar, o algo relativo al juego. Me pregunto yo cómo funcionaría esto de sanciones aleatorias. Creo, porque tengo una imaginación vivaz, que esto debe de ser un sistema de sorteo por el cual te puede tocar cualquier tipo de multa. Imagino que ahora, es estos controles se sanciones aleatorias el Guardia Civil de turno tendrá que escribir en unos papelitos diferentes tipos de sanciones. “Velocidad excesiva”, “luz fundida”, “no poner el intermitente”, etc… Luego esos papelitos los metería en el tricornio, los mezclaría, y cada motero debería sacar un papelito y a ver si hay suerte y le toca el “todo en orden, puede continuar”. La verdad es que es un sistema ocurrente y equitativo, que le daría mucha emoción a las salidas de sin de semana… Cati, argumentar necesita un poco de raciocinio. Creo que va quedando medianamente claro que no es tu fuerte…

    Y luego lo mejor “prevención”. Tremendo. Esta sí que es la palabra que os podrías aprender. Este sí que es el término que merece la pena. Prevenir. ¿Será verdad que barajáis la posibilidad de prevenir accidentes haciendo lo correcto? Es decir, ¿eliminando guardarraíles, manteniendo en firme en buen estado o multando a la “gallina de los huevos de oro” que son los turistas y sus maniobras de observación del paisaje o/y mapas? Sí, estas cosas, y otras más, valdrían su peso en oro. Pero, lamentablemente, el único oro que interesa es el que nos sacáis de los bolsillos a conciencia.

    Nefasta actitud la vuestra en la que os llenáis siempre la boca de palabras en contra del motero. Pero ni una palabra para erradicar los peligros que a nosotros nos atañen. No sabéis ver las cosas en perspectiva ni de forma objetiva. La única prevención que tenéis es auparos al carro del sensacionalismo para ganaros el favor de aquellos que os aplaudirán esta sarta de sandeces y mamarrachadas. Todo se resume al lo largo de este texto ¿cuántos moteros muertos por culpa de coches y cuántos conductores de coche muertos por moteros? Es tan sencillo como responder a esta pregunta para darse cuenta de lo miserables que sois al poner en la picota al que realmente ya está en la picota. Los moteros somos conscientes de los riesgos de serlo, y asumimos nuestro daño y, además, se piense lo que se piense, no tenemos intención de dañar a nadie. Los moteros somos personas que sabemos disfrutar de una manera que los rancios enervados no comprenderán nunca. Como en todo colectivo siempre hay notas discordantes que se hacen notar sobre el resto, pero, aún así, estas notas nunca han dañado a nadie. No hay ningún tipo de respaldo a nuestra supuesta peligrosidad para con los que nos rodean. Son todo falacias, polémicas y amarillismo de gente mendaz.

    Y para acabar : “Es lamentable no se pongan medidas urgentes para salvaguardar la seguridad de la ciudadanía”. Bueno, llegado este punto queda claro que esta frase es poco más que una bufonada de una mente calenturienta sin ningún tipo de base lógica. “…salvaguardar la seguridad de la ciudadanía…”. Si es que parece una frase típica de un panfleto comunista, propia de la Guerra Fría. Lo único que tenemos que salvaguardar es una clase política sin taras ni tarados. Gente que actúe, al menos, en base a la verdad, y no haciendo caso a exclamaciones radicales de gente a la que le molesta el mundo en general.

    Cati, conocí a gente que ahora no está viva por culpa de un coche. Gente que intentaba disfrutar de su pasión sin depararle mal a nadie, y a los que un giro indebido de un señor despistado, e inconsciente de su entorno, les arrebató la vida. Y, sin ser personalmente, conozco multitud de casos, muchos indirectamente y otros tantos aparecidos en la prensa. También conocía a algunos que se malograron solos, en accidentes en solitario. Pero no conozco ni un caso en el que haya muerto un conductor de coche, un turista, excursionista o ciclista por culpa de una moto.

    Así que poned los pies en la tierra y ser coherentes ¿quién es el verdadero peligro?

  • Se ve que solo los moteros hacemos infracciones dense una vuelta no solo por le serra por el resto de carreteras i despues hablen

  • Hasta cuando se va a repetir esta mentira.Esta vez de boca de los politicos oportunistas. La verdad es que detras de la mentira de las carreras ilegales estan los intereses de algunos vecinos con algun cierta influencia en los periodicos locales. Y me pregunto yo ,como es esto de que la prensa publica opiniones de algun periodista en particular como la unica verdad?Porque no se comprueban antes los hechos??? Me cuesta creer que el cabo dice al sargento de GC”oye hoy no vamos por la montaña que esta el jefe con la moto”! En fin esto es una guerra particular de algunos vecinos de la zona contra los moteros. Y da pena por la prensa que ha entrado en esto sin comprobar realmente lo que ocurre. Porque ningun periodista se ha interesado cuantos metros de guardarailes modernos estan montados en la Tramuntana?Pues porque en esto no hay morbo. No hay tema que puede subir la cantidad de periodicos vendidos! Y me parece que pronto los moteros saldremos con un respuesta a las calumnias que se estan vertiendo sobre nosotros. En fin,quien paga manda…..

  • Pues nada…la solución será…peatonizar la MA-10!!!
    Madre mía…entre autobuses invadiendo el sentido contrario, peatones transitando, ciclistas en grupo, moteros a saco, y ovejas y cabras a su aire…en una calzada de poco más de 6 metros….poco sucede para todo esto!!!

  • Y las carreras “ilegales” de los ciclistas? Tampoco se habla de ello, porque aunque no corran tanto no son menos peligrosos y sí mucho más numerosos

  • Las carreteras son demasiado estrechas deberían ampliarse en algunas curvas y tramos en lo posible, aparte de los mencionados también hay ciclistas kamicazes que bajan a toda pastilla invadiendo el carril contrario, más de una vez me he comido las hierbas para no colisionar con estos locos.

  • Y de los turistas parados en medio de la calzada para sacar fotos no dicen nada?

    • Efectivamente. El permitir que circulen por la Serra autocares que han de usar ambos carriles en casi todas las curvas es un disparate.

  • Crec que es sortim amb moto no som delinqüents i no mos han de posar a tots dins es mateix sac , fa mes de vint-i-cinc anys que esteim pujant a n’es mirador i crec k son mes perillosos es autocars k invadeixan es carril contrari a cada curva que un motorista i no les prohibeixen pujar

    • Lo has clavado!!! Hay gente que pasea con la moto y gente que va a hacer el cabra. Lo de los autocares tienes toda la razón y ante eso que???

Envia tu opinión

Tu email no sera publicado.