Una mujer se dejó una plancha de alisar el pelo olvidada  y ésta provoco un incendio que acabó con su casa por completo.

El incendio se produjo en torno a las ocho de la mañana del martes en el número 33 del Camí de Son Rapinya de Palma.

Rápidamente, agentes de la Policía Local de Palma, Cuerpo Nacional de Policía, Bombers de Palma y 061 se personaron en el lugar y se hicieron cargo de la emergencia. 

Un total de dos personas tuvieron que ser atendidas por los servicios médicos y la policía tuvo que desalojar todo el edificio.

Una vez sofocado el mismo, la Policía Local tuvo que regular el tráfico que, debido a que era hora punta y la proximidad de tres colegios, prococó retenciones que se prolongaron durante bastante tiempo.

La vivienda afectada quedó totalmente calcinada. 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.