Martí March: "Con la nueva Ley educativa se consolida un modelo lingüístico de éxito"

Redacción | 22/02/2022

Isaac Buj

El conseller de Educación y Formación Profesional, Martí March, ha asegurado este martes en el Parlament que el Govern quiere una ley educativa "dé continuidad, coherencia y estructura" al sistema de enseñanza en Baleares.

Así se ha expresado durante el debate de la primera ley educativa autonómica, que vota este martes el pleno del Parlament. March ha asegurado que la norma "se fundamenta en el alumnado" y que busca "dar estabilidad al sistema educativo".

En este sentido, el titular de la cartera de Educación ha considerado que "es un día importante" porque la aprobación "se trata de reconocer el papel político de las autonomías" en "decidir en cuestiones en las que son competentes" y definir su propio modelo educativo. "Renunciar a ello era y es renunciar a una parte importante de nuestra soberanía", ha dicho.

March se ha remarcado que la plataforma Illes per un Pacte trasladó el mensaje "de que el pacto era posible". "Los pactos educativos son complicados pero necesarios", ha subrayado.

En esta línea, el conseller ha dirigido palabras de agradecimiento a todos los grupos --omitiendo a Vox-- por su "voluntad de consenso" en la elaboración de este texto, a pesar de que en algunos puntos no se haya podido llegar a "acuerdos de fondo".

A pesar de ello, March ha sostenido que se ha intentado "llegar al máximo consenso posible" para "intentar evitar cambios en las leyes educativas cuando hay cambios de gobierno, como demanda la sociedad y la comunidad educativa". El conseller ha resaltado que se presentaron más de 450 enmiendas, de las que se han aceptado más de 200, 70 de ellas del PP.

MODELO LINGÜÍSTICO

Precisamente uno de los puntos que más discrepancias ha generado es el aspecto lingüístico. El texto finalmente no incluye el castellano como lengua vehicular, un punto que se había introducido en virtud de un acuerdo con el PP durante la tramitación parlamentaria, pero que se ha revocado tras un pacto de última hora cerrado este lunes entre los socios del Govern.

Por otro lado, el texto blinda el conocido como 'decreto de mínimos', que establece un mínimo del 50 por ciento de horas lectivas en catalán y la autonomía de los centros para decidir el resto.

Sobre esto, March ha valorado que se "consolida un modelo lingüístico de éxito" recogiendo los fundamentos del modelo actual para "ser capaces de crear ciudadanos plurilingües".

GARANTIZAR LA FINANCIACIÓN Y MEJORA EDUCATIVA

El conseller también ha resaltado que la norma garantizará la financiación de la educación fijando un objetivo de llegar al 5 por ciento del PIB en inversión educativa, y ha afirmado que persigue la mejora de la calidad de la enseñanza. En este punto ha valorado la evolución los últimos años de indicadores como los de PISA o abandono escolar.

También ha sostenido que la ley "defiende el derecho de los padres a la elección del centro educativo en el marco de una escolarización equilibrada" entre las redes pública y concertada, siendo la primera "la prioridad" pero sin olvidar que la concertada "presta un servicio público". Por ello, ha dicho que promueve una equiparación sociolaboral entre trabajadores públicos y concertados y la mejora de los módulos.

Igualmente ha abogado por la educación inclusiva de alumnos con necesidades especiales, el impulso a la etapa de 0 a 3 años --con el objetivo de hacerla gratuita y crear más plazas--, la apuesta por la Formación Profesional y la reducción de ratios, entre otros aspectos.

Sentimiento general

Si te equivocas de voto, puedes desmarcarlo volviendo a hacer clic en el voto erróneo.
1
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


  • anonimo - Febrero 22, 2022 a las 18:25
    de exito para los separatistas de pacotilla que gobiernan en baleares, SINVERGUENZASResponder 3
Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana