El Govern balear destina 10 millones a subir el complemento de productividad de los sanitarios

Redacción | 10/03/2021

El Govern ha planteado a los sindicatos destinar 10 millones de euros a incrementar el complemento de productividad de los trabajadores sanitarios, un gesto con el que se quiere reconocer su especial "implicación" ante la lucha contra la pandemia de COVID-19.

Así lo ha anunciado el director general del Servicio balear de Salud (IbSalut), Juli Fuster, en respuesta a una pregunta de los grupos parlamentarios durante una comparecencia en la Comisión de Salud.

La consellera, Patricia Gómez, ya había anticipado durante el pleno de este martes una subida del complemento de productividad variable del personal sanitario que está afrontando la pandemia, pero no había precisado la cifra.

Este miércoles, Fuster ha explicado que el Govern ha puesto sobre la mesa esta cantidad, pero que actualmente "está en fase de discusión" y los detalles -entre ellos, el reparto concreto que se hará de los 10 millones- deben acordarse en el marco de la Mesa del Empleado Público.

En cualquier caso, Fuster ha defendido que se trata de "una cantidad muy superior" a la de otros años. "Entendemos que en el año 2020 hubo un esfuerzo muy grande", ha declarado el director del IbSalut.

DEFIENDE QUE "NADIE SE HA SALTADO" LOS PROTOCOLOS DE VACUNACIÓN

Por otro lado, también en respuesta a preguntas de los grupos, Juli Fuster ha defendido que en Baleares "no ha habido vacunación irregular" y que "nadie se ha saltado ningún protocolo", en referencia a la polémica por la vacunación de algunos altos cargos.

Fuster ha explicado que en el primer día de la campaña, en una residencia de ancianos de Palma, tenían un listado de usuarios y trabajadores que proporcionó la dirección del centro, pero que se había previsto no vacunar a todos los profesionales de golpe por si acaso se daban efectos secundarios.

Según el responsable del IbSalut, cuando a las vacunas les quedaba una hora de uso -se deben administrar a las seis horas desde su preparación- se dieron cuenta de que no se habían presentado todas las personas que aparecían en el listado. Llamaron a varios trabajadores y pudieron "repescar a alguno", pero "todavía sobraban dosis".

Por ello se decidió vacunar al personal "en presencia de la prensa, con luces y taquígrafos y sin esconderse de nadie". "Lo volverían a hacer y yo lo volvería a autorizar", ha aseverado Fuster, que ha dicho estar "plenamente convencido de que fue una actuación totalmente correcta".

Además, ha argumentado que en aquel momento "la gente no quería vacunarse" por lo que la vacunación de estos cargos podía servir para "dar ejemplo".

ASEGURA QUE SE DA UN BUEN SERVICIO

Por otra parte, Fuster ha asegurado que el IbSalut "no ha dejado de dar" un buen servicio en ningún momento de la pandemia, aunque en algunos momentos la atención haya sido telefónica. También ha rechazado que el tratamiento de otras patologías distintas al COVID-19 se hayan "quedado atrás", insistiendo en que las urgencias y las intervenciones consideradas urgentes "no se han dejado de hacer".

Otras cuestiones que ha tratado Fuster a petición de los grupos durante la Comisión han sido la extensión de las diferentes cepas de coronavirus en Baleares, informando de que la británica "se ha extendido" y la sudafricana "parece que está más controlada" aunque hay algún caso. Respecto a otras cepas, ha dicho que "preocupa la que se puede encontrar mañana y no se sabe".

Sentimiento general

0
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana