El fármaco que ralentiza la progresión de la ELA puede ser eficaz también en el Alzheimer

EP | 29/07/2021

Riluzol, un medicamento que se ha utilizado durante más de 20 años para retrasar la progresión de la ELA, disminuye y tienen un efecto positivo sobre el rendimiento cognitivo, en comparación con el placebo, en personas con enfermedad de Alzheimer leve, según un estudio piloto de fase 2 publicado en la revista 'Brain'. La Alzheimer's Drug Discovery Foundation (ADDF) proporcionó fondos y experiencia para los investigadores del estudio, lo que ayudó a llevar esta investigación a las pruebas clínicas de fase 2.

"Usando dos tipos de escáneres cerebrales como biomarcadores, este estudio pudo medir las mejoras en el metabolismo cerebral entre los pacientes tratados y correlacionar esas mejoras con los cambios cognitivos y la progresión de la enfermedad. El riluzol representa muchas de las prioridades de investigación de ADDF. Es un fármaco reutilizado, que ayuda a acelerar el proceso de investigación. Se dirige a un mecanismo biológico importante y poco estudiado que va mal con el envejecimiento, y el diseño riguroso de este ensayo midió tanto los biomarcadores como los resultados clínicos", han dicho los expertos.

El ensayo asignó al azar a 50 pacientes de 50 a 90 años para recibir el fármaco activo o un placebo dos veces al día durante seis meses. El riluzol actúa modulando un neurotransmisor en el cerebro llamado glutamato, que juega un papel esencial en la capacidad de las células nerviosas para enviarse señales entre sí. Se cree que la desregulación del glutamato comienza un ciclo de toxicidad que subyace al desarrollo de la enfermedad de Alzheimer.

El estudio alcanzó su principal resultado primario, confirmando una diferencia en los cambios metabólicos cerebrales entre los pacientes en tratamiento activo y placebo. Los cambios se midieron y analizaron mediante una exploración PET especializada que mide el metabolismo de la glucosa llamada FDG PET. Los cambios en las exploraciones PET con FDG se correlacionaron con el deterioro cognitivo y predijeron la progresión de la enfermedad de Alzheimer.

En este ensayo, las puntuaciones de progresión de la PET con FDG también se correlacionaron con cambios en las funciones cognitivas de los pacientes, incluida la memoria, la atención, el lenguaje y las habilidades visoespaciales. También se alcanzaron resultados secundarios, incluidos cambios significativos en los niveles de glutamato medidos mediante espectroscopia de resonancia magnética, correlaciones entre las medidas cognitivas evaluadas mediante pruebas neuropsicológicas y biomarcadores de neuroimagen.

Otro criterio de valoración principal, el cambio en el N- acetilaspartato, un marcador de la salud de las neuronas, no se cumplió. Finalmente, varias regiones del cerebro mostraron un metabolismo de la glucosa conservado, pero lo más prominente fue una región llamada cingulado posterior, que es una red central para la enfermedad de Alzheimer.

El estudio no encontró diferencias en los eventos adversos entre los grupos de tratamiento y placebo. El uso de medicamentos reutilizados como el riluzol tiene el beneficio de tener, en este caso, dos décadas de experiencia que demuestran la seguridad del medicamento. Esto ayuda a acelerar y optimizar los costos del proceso de prueba de drogas.

Sentimiento general

1
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


  • Bip - Julio 30, 2021 a las 11:27
    Un buen fármaco que se promocionará extensamente , el eterno chollo para las farmacéuticas , ralentiza , pero no cura .Responder 0
Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana