Villarejo montó un "tinglado" contra Esperanza Aguirre en 2014 porque Rajoy quería "cortarle la cabeza"

Redacción | 29/09/2020

EP

El comisario jubilado y en prisión preventiva José Manuel Villarejo relata en una conversación grabada en febrero de 2017 que se personó en los tribunales contra la expresidenta de la Comunidad de Madrid Esperanza Aguirre por el altercado de tráfico que ésta tuvo en 2014 en la Gran Vía porque el entonces presidente del Gobierno Mariano Rajoy quería "cortarle la cabeza".

Así, según recoge un oficio de la Policía incluido en el sumario de la pieza 7 'Kitchen' de la macrocausa 'Tándem', el propio Rajoy podría haber llegado a realizar un encargo a Villarejo, según resalta este mismo. Y tendría que ver con ese incidente de tráfico de Aguirre de abril de 2014, cuando tras ser multada por aparcar en un carril bus de Gran Vía se marchó con su vehículo del lugar tras arrollar la moto de uno de los agentes.

El caso llegó a los tribunales madrileños después de que la Policía Municipal remitiera el atestado policial sobre lo sucedido, y poco después la Audiencia Provincial de Madrid calificó de un posible delito de desobediencia el incidente de tráfico, aunque finalmente en 2015 se archivó la causa.

Villarejo, en 2017 asegura charlando con sus socios Adrián de la Joya y Alberto Pedraza que "Rajoy quería cortarle la cabeza" y que por esa razón él le montó a la expresidenta ese "tinglado" para "meterle por delito".

Tiempo después, cuando el comisario quería que apartaran de Asuntos Internos a Marcelino Martín Blas, enemigo acérrimo de Villarejo, usó el encargo de Aguirre y le indicó al abogado Javier Iglesias (al que denomina 'el largo'), persona de confianza de Rajoy, que o quitaban de en medio a Martín Blas o él levantaría el pie a Esperanza Aguirre.

"Entonces yo, un día empiezan las hostias con el Marcelino y digo, dile al tonto polla del Asturiano --así se refiere a Rajoy-- que o me quitan al Marcelino o le levanto el pie a la Esperanza", llega a comentar.

Según explica Villarejo en esa grabación, presiona a Iglesias para que aparten a Martín Blas y les llega a dar 24 horas para que lo hagan porque de lo contrario le retira de la acusación contra Aguirre por el incidente de Gran Vía. Iglesias habría sido contratado por Villarejo para personarse en el procedimiento.

"A mí me suda la polla como quedes tú --por Iglesias--, me tenéis hasta la polla. Y al día siguiente lo quité de abogado, al día siguiente lo quité de abogado del tema de Esperanza", señala Villarejo, a lo que acto seguido apunta otro de los que están en la conversación: "Y se acabó el tema".

Dado que no consiguió con esta amenaza que destituyeran a Martín Blas, el comisario, siempre según su relato, se habría dirigido al secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez --al que llama Paquito el Chocolatero--, para decirle que o le libraban del jefe de Asuntos Internos o "al asturiano me lo llevo por delante". "Y al día siguiente Marcelino a tomar por culo", añade.

Sentimiento general

0
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana