Un conductor del TIB prohíbe a dos jóvenes subir al bus por ir con prendas de encaje

Lara González | 23/06/2020

El pasado lunes un conductor de la empresa de Transports de les Illes Baleares (TIB) prohibió a dos jóvenes subir al bus al considerar que no cumplían las normas de vestimenta.

Las dos mallorquinas se encontraban en la Estación Intermodal sobre las 14:30h para coger un TIB con dirección a Bahía Grande. Ambas subieron al bus, fueron a pagar el viaje, hasta que el conductor del autobús se dirigió hacia una de ellas, señalándole el cartel que indica las normas de vestimenta del bus.

“A lo que mi amiga le responde: ¿Qué pasa? Y el conductor le contesta: ¿Te parece normal ir así vestida? Mi amiga responde: Pues... No tiene nada de malo, voy bien. El conductor le empezó a decir que se tenía que poner algo por encima para que la tapara. Mi amiga lo acepta y finalmente se pone un top de manga larga. En cuanto le cobra el ticket, el conductor le dice: “Luego os quejáis si os pasa algo". "O nos tapábamos o nos hacía bajarnos del bus", explica una de las mallorquinas afectadas.

La mallorquina a la que se dirigió el conductor llevaba un top de encaje con transparencias en los lados, así como un pantalón vaquero corto con cinturón. La otra joven cuenta: “Yo iba vestida con un 'body' de de encaje con transparencias, pero con una tela color carne debajo del propio 'body'. También llevaba unos pantalones blancos cortos con un cinturón. Yo me quedé flipando y le dije a mi amiga que no llevaba nada más para ponerme. Además, no iba ni en bikini, ni se me veía al completo la barriga ni (a mi parecer) alteraba las normas del transporte público”, explica la joven.

El conductor, después de cobrar a todos los pasajeros que iban a subir al bus, se volvió a dirigir hacia las dos mallorquinas. “Vino al asiento donde estábamos nosotras sentadas. Me insistió en que me pusiera algo encima, y que si no lo hacía, iba a bajarme del bus. Le dije que no, que no me pondría nada porque yo iba bien vestida. Empezamos a discutir y yo me seguía negando”, cuenta detalladamente.

Varios pasajeros del bus se ofrecieron a prestarle ropa a la mallorquina para intentar solucionar el conflicto. “El conductor no tenía derecho a obligarme a ponerme algo encima cuando no estoy incumpliendo las normas del TIB”, defiende.

El conductor del bus llamó a su jefe al ver que la joven no cedía. "Él le explicó la situación y el conductor literalmente le dijo a su jefe: 'Hombre, no se le ven las tetas pero...' Yo ahí salté y le dije que no podía decirme nada. Ni se me veía la barriga, ni llevaba una prenda de baño, ni iba enseñando nada, tan solo era un 'body'. Me respondió: “No se te ve la barriga? Yo te la estoy viendo”. Él seguía hablando con su jefe por teléfono al mismo tiempo que hablaba conmigo. Al final el jefe le dio la razón al conductor, me prohibió también la entrada al bus a menos que me tapara”, explica.

Uno de los pasajeros que se encontraba en el bus le cedió una chaqueta a la joven para que pudiera seguir en el bus. “El conductor, no quitaba la mirada del espejo para ver si me quitaba o no la chaqueta”, narra detalladamente.

La joven denunció la situación en Twitter. La compañía TIB respondió ante lo sucedido y lamentó la situación. En medio del trayecto, la joven decidió quitarse la chaqueta. “Estaba harta de sudar por el calor que hacía. No me parecía lógico lo que me había hecho”, cuenta indignada.

Cuando se quitó la chaqueta, el conductor se levantó del asiento en la siguiente parada y fue hacia la mallorquina replicando que se volviera a poner la chaqueta. Ella se volvió a negar.

“Yo podía ir de esa forma vestida porque según como entendí el tweet de la cuenta @TIB_Mallorca yo podía llevar tranquilamente ese 'body' en el bus”, aclara.

“Él seguía sin entrar en razón. Me dijo que llamaría a la Policía, ya que yo estaba retrasando el bus. Insistí todo lo que pude en no ponerme otra vez la chaqueta pero no hubo manera. Le dije que era un machista mientras me iba al asiento a ponerme la chaqueta y el me respondió: No soy machista, soy realista”, explica.

“Esa frase me cabreo y empecé a insultarle desde el asiento porque la situación ya me parecía surrealista”, cuenta. El bus siguió su trayecto y al llegar a la parada en la que las jóvenes iban a bajar, la mallorquina se dirigió al conductor y le dijo muy cabreada: “Gózatelo”. El conductor le respondió: “Gózatelo dice, si eres más fea que pegarle a un padre”.

Ambas jóvenes han denunciado los hechos a través de las redes sociales. La situación ha generado una gran interactividad y muchos mallorquines están compartiendo las publicaciones de las jóvenes para dar voz y evitar futuras situaciones como la vivida.

Sentimiento general

0
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana