Sindicatos alertan de que el Gobierno quiere convertir el sistema de pensiones en un "negocio privado"

Redacción | 29/12/2020

Sindicatos y asociaciones en defensa de las pensiones han alertado este martes de la voluntad de convertir las pensiones en un "negocio privado de élites financieras y especuladoras, aprovechando las restricciones impuestas por la pandemia".

En un manifiesto firmado por una más de una decena de asociaciones y colectivos han alertado que el Pacto de Toledo presenta recomendaciones "disfrazadas de mejoras" y abre la puerta a la privatización del sistema con lo que denomina "sistemas complementarios", planteados como planes de pensiones de empresa, pactados en cada convenio colectivo, los cuales serán gestionados por la banca y la "burocracia sindical", a costa de los ingresos a la Seguridad Social.

Según han señalado, el Pacto de Toledo, cuyas recomendación guían las reformas del Ejecutivo central, no compensa los recortes llevados a cabo hasta ahora, presenta como aportación propia la "conquista del movimiento pensionista" del aumento de acuerdo al IPC, aunque no garantiza su aplicación, y no fija mínimos, olvidándose "de quienes perciben pensiones de miseria".

Además, han añadido, se olvida de la brecha de género que deja a las mujeres con pensiones un 37 por ciento más bajas que las de los hombres y, reconociendo que las cuentas de la Seguridad Social son viables, no plantea la devolución de las cantidades "sustraídas indebidamente", alrededor de 170.000 millones de euros, de la Seguridad Social y los fondos de reserva.

En relación a Baleares, las entidades han recordado que la realidad social ya era muy precaria antes de la pandemia, con pensiones medias de 750 euros mensuales, por debajo de la media estatal, con bolsas de pobreza en crecimiento y con un monocultivo turístico que ha mostrado su debilidad en esta pandemia.

Así, frente a las recomendaciones del Pacto de Toledo, las entidades y sindicatos reclaman una pensión mínima de 1.084 euros y un Salario Mínimo Interprofesional de 1.200 euros, así como la eliminación de la brecha de género en las pensiones.

Piden asimismo una regularización contractual, con equiparación salarial y cotización de los trabajos de cuidados como servicio público e integración de las trabajadoras del hogar en el Régimen General de la Seguridad Social.

En el manifiesto piden igualmente que se garantice el aumento de las pensiones según el IPC real, se elimine el coeficiente reductor en las prejubilaciones y se reduzca el periodo de cómputo a los 15 años anteriores.

Reclaman asimismo la derogación de las reformas de las pensiones de 2011 y 2013 y de las laborales de 2010 y 2012.

El manifiesto está firmado por la Plataforma de Mallorca per a la Defensa del Sistema Públic de Pensions, Jubilats per Mallorca, Pensionistes de Ciutadella, STEI-i, CGT Balears, CNT, SOM Sindicalistes, Kellys Unión Balears, Kellys Unión Ibiza y Formentera, Federació d'AAVV de Palma, La Vida al Centre, Ca s'Artiller, Aplec Scout, Fòrum Ciutadà de Mallorca, Sindicato de Inquilinas de Ibiza y Formentera y Assemblea de Moviments Socials - Fòrum Social de Mallorca.

Sentimiento general

0
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana