Localizada la dueña del perro que atacó y dejó malherido a otro en S'Arenal

Marina J Ramos | 25/07/2020

Heridas que sufrió Tobby tras la agresión.

La dueña del perro que atacó y dejó malherido a otro can en S'Arenal la semana pasada ya ha sido localizada. Los propietarios del perro herido no podían denunciar los hechos, al no tener datos sobre la acusada.

Los hechos se produjeron el 16 de julio, cuando un matrimonio paseaba a su perro por el bosque contiguo al Torrent de Jesús, en s’Arenal. Otro can, un “Stanford, dogo o pitbull” -clasificados como razas potencialmente peligrosas- que iba sin bozal, le atacó. Mientras intentaba separarles, el dueño del animal herido acabó incluso siendo agredido por la propietaria del otro perro.

"Cuando por fin logró quitar al perro peligroso, mi marido le pidió los datos a la chica y ésta se fue corriendo", declaró la mujer a Crónica Balear. A Tobby, el perro herido, le tuvieron que operar por las numerosas heridas sufridas. "Nos costó 120 euros, que para mi marido y mí, en el paro es terrible de sostener".

Tobby ya se encuentra mucho mejor, aunque aún necesita recuperarse poco a poco.

A raíz de la noticia publicada en Crónica Balear este miércoles, en la que se pedía ayuda para localizar a la dueña para que el matrimonio pudiera tomar acciones contra ella, un lector, vecino de la acusada la reconoció.

Se puso en contacto con los dueños de Tobby y les aportó la matrícula del coche de la mujer. También les aseguró que, tras el incidente, iba a pasear al perro a otro pueblo, porque sabía que la buscaban. A pesar de esto, "la Guardia Civil y la policía no seguían poniendo trabas para denunciar el ataque".

"Llámalo destino o milagro, mientras mi marido paseaba a Tobby, aún delicado tras la operación, en un paso de peatones frenó en seco la dueña del perro, con el can en el asiento de detrás", narra la dueña de Tobby.

Su marido llamó a la policía, pero la mujer "pasó a toda velocidad y gritó insultándole y diciendo que todo era mentira. Esto dio pie a que la policía actuara y se personara en su domicilio".

La Guardia Civil la identificó, pero, debido a la protección de datos, no pudo facilitar el nombre de la acusada al matrimonio. "Sin nombre, la policía no nos aceptaba la denuncia, así que mi marido fue a hablar con alcaldía. Llevó todos los papeles que le pidieron y al final pudo ir al juzgado", explica la propietaria de Tobby.

Ahora el caso ya está en manos de la justicia. "Lo importante es que este perro tenga bozal y no haga daño a nadie más", recalca.

Sentimiento general

0
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana