La Policía desmantela en Palma una timba clandestina con premios de 120.000 euros

Redacción | 02/12/2020

La Policía Nacional ha desmantelado una timba ilegal que se estaba desarrollando en una vivienda de Palma. Ha sucedido en el marco de una operación contra el juego clandestino.

En el interior del domicilio sorprendieron a 14 personas. Diez de ellas estaban participando en el juego, mientras que otras dos esperaban su turno. Además, tres personas eran menores de edad. También estaba presente el organizador, así como una mujer que había sido contratada para hacer la manicura.

Tras varios meses de investigación, la policía concluyó que en una vivienda unifamiliar situada en el Polígono de Son Castelló, se estaban practicando eventos de juegos de naipes con cruce de apuestas monetarias. Para comprobarlo, se puso un control sobre el domicilio, y se constató que a las partidas acudían personas de diferentes nacionalidades.

El juego clandestino comenzó a intensificarse a principios del mes de julio. En ese momento, el organizador principal realizaba dos sesiones de juego, denominadas 'gala de tarde' y 'gala de noche'. La primera de ellas transcurría desde las 16:00 hasta las 23:30 horas.

La 'gala de noche' empezaba al terminar la anterior y finalizaba a las 6:00 de la mañana. Esto ocurría durante toda la semana, aunque los viernes, sábados y días festivos eran las jornadas de mayor afluencia. La policía comprobó la presencia de entre 50 y 70 personas de un alto poder adquisitivo.

PARTICIPANTES DE OTROS PAÍSES: EUROPA, ASIA Y ÁFRICA

Debido al toque de queda y las restricciones de movilidad, el organizador decidió bajar la intensidad de las partidas. Fijó un límite de reposiciones, con un máximo de 500 y un mínimo de 200 euros.

Sin embargo, en determinadas fechas, el importe mínimo ascendía a 5.000 euros y contaba con la presencia de jugadores de la península y de varios países de Europa, Asia y África, además de alguno procedente de las Islas. Solían reunirse entre 10 y 20 participantes.

Finalmente, el pasado sábado la Policía Nacional procedió a realizar la fase operativa. Accedió al domicilio con una orden judicial de entrada y registro y sorprendió a 14 personas en el interior, tres de ellos menores de edad, y diez jugando en una mesa profesional de póquer.

29.000 EUROS EN FICHAS VALORATIVAS

El crupier disponía de fichas valorativas en una cantidad de 15.072 euros, mientras que los jugadores tenían fichas valorativas de 13.856 euros, todo ello en el marco del juego para un cruce de apuestas con valores monetarios.

Otros dos hombres estaban esperando turno y, en el trascurso del operativo, acudieron más personas con intención de participar en el juego. Algunos de ellos portaban más de 4.000 euros en efectivo así como monedas, aunque no fueron intervenidos al no haber participado en el juego.

En el registro se intervino un total de 16.675 euros en metálico, distribuidos en diversos sobres predispuestos. También se intervinieron tres mesas de juego de póquer, tres maletines de aluminio con material de juego, dados, fichas valorativas, diversas barajas sin estrenar, otras ya utilizadas de una marca europea de reconocido prestigio, así como varias cajas de metacrilato con fichas valorativas con el nombre de algunos jugadores.

En uno de los contenidos figuraba la cantidad de 20.000 euros a nombre de uno de los jugadores, que fue sorprendido participando activamente en el desarrollo del juego.

Además, también se incautó un ordenador y documentación que ahora está a la espera de análisis. De hecho, en algunos documentos hallados se acreditaba la suma de las deudas o dinero generado para el control de los responsables de la timba.

PREMIOS DE HASTA 120.000 EUROS

Los agentes estiman que los movimientos generados en la timba pueden oscilar entre los 20.000 y los 70.000 euros en los días de mayor afluencia, aunque los días laborables la cuantía era menor y oscilaba entre los 5.000 y los 20.000 euros. También se ha podido verificar que en algunas de las partidas se ha llegado a obtener un premio cercano a los 120.000 euros.

La zona destinada al juego disponía de servicio de catering, una especie de quiosco con dulces, licores, tabaco y habanos de alta calidad y, además, una mujer había sido contratada para servicio de manicura. La vivienda disponía de elementos de seguridad y sistema de grabación con cámaras, algunas de ellas con enfoque a la calle para controlar el exterior.

Ante la evidencia de otras diversas infracciones administrativas, los agentes requirieron la presencia de la Policía Local y de inspectores del Govern balear, quienes levantaron varias actas por distintas infracciones administrativas y otras 11 denuncias por no portar mascarillas y sobrepasar el aforo.

En Baleares, las infracciones cometidas pueden ser consideradas muy graves, la multa puede oscilar desde los 30.001 hasta los 450.000 euros. La participación como jugador en juegos o apuestas no autorizados en establecimientos públicos o privados, se define como una falta grave cuya sanción puede acarrear una multa que oscila entre los 3.001 y los 30.000 euros.

SERVICIO DE CONTROL DE JUEGOS DE AZAR Y APUESTAS DE LA POLICÍA NACIONAL

Los juegos de azar se encuentran regulados legalmente por la Dirección General de Ordenación del Juego. La Policía Nacional vela por que el juego sea seguro y los jugadores actúen de un modo responsable. Para eso, existe el Servicio de Control de Juegos de Azar y Apuestas. Entre sus funciones, se encuentra la inspección de locales, salones de juego, casinos y bingos en toda España.

Por otra parte, las propuestas de sanción que emite dicho Servicio se remiten al Govern Balear, que es quien tiene la competencia sancionadora. 

Otra de las competencias del Servicio es la erradicación del juego ilegal en España, es decir, evitar que haya personas que realicen cualquier actividad de juego paralela a la legal para lucrarse indebidamente y de forma no controlada. 

Según el Cuerpo Nacional de Policía, el objetivo de estos organizadores ilegales de juego clandestino es que los usuarios o jugadores tengan la posibilidad de acudir a lugares distintos de aquellos que se encuentran legalmente autorizados y controlados. De ese modo tienen la posibilidad de llevar a cabo la comisión de otros delitos como estafas, robos o extorsiones, o simplemente hacerse con el dinero de que dispongan mediante engaños. Suelen ofrecer la posibilidad de jugar sin límites, bien en tiempo o en apuestas, así como opciones que no contempla el juego legal en España.

Sentimiento general

1
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


  • Pepito perez - Diciembre 03, 2020 a las 21:02
    Lo del kiosko de golosinas ilegal de verdad que esta penado con un mínimo de 30:000€?Responder 0
Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana