Los comerciantes de Mallorca abren sus tiendas entre la ilusión y las máximas medidas de seguridad

Los comerciantes de Mallorca han abierto este lunes sus tiendas, ante la entrada de la Isla en la fase 1 de desescalada, entre “la ilusión” por volver a la actividad comercial y la toma de las “máximas medidas de seguridad” por la pandemia del coronavirus.

Desde la Asociación del Pequeño y Mediano Comercio de Mallorca (Pimeco), su presidente, Toni Fuster, ha asegurado que el 80% de los 3.500 establecimientos comerciales de Palma han abierto este lunes sus puertas después de dos meses cerrados por el estado de alarma decretado por el Gobierno, el 14 de marzo, a partir de la crisis sanitaria por el COVID-19.

Fuster ha asegurado que las tiendas de hasta 400 metros cuadrados han abierto cumpliendo con todas las medidas de seguridad e higiene que marcan los protocolos establecidos por el Ministerio de Sanidad. Además, ha recordado a los clientes que “no hay límites de horarios” para hacer las compras.

Aún así, el presidente de Pimeco ha calculado que las pérdidas del pequeño comercio de la Isla, debido a la crisis del coronavirus, ascienden a 120 millones y, además, ha previsto que las ventas en esta primera semana caigan un 50%. “La falta de turistas afectará mucho a las cajas”, ha recalcado.

De hecho, ha subrayado que el turismo supone el 60% de las ventas de los comercios del centro de Palma. “Es momento de pensar en el sector y comprar en el pequeño comercio porque si no, lo pasarán muy mal para poder resistir a esta crisis”, ha insistido.

Por su parte, desde la Federación de la Pequeña y Mediana Empresa de Mallorca (Pimem) han confirmado, ante la apertura de algunos comercios, que “los empresarios han olvidado el desanimo de estos días de confinamiento y están recobrando la ilusión por volver a trabajar”.

El presidente de Pimem, Jordi Mora, ha afirmado que los comerciantes han abierto sus puertas respetando las medidas establecidas por Sanidad. “Respetan enormemente el aforo”, ha recordado.

Mora ha definido este momento como “difícil y complicado”, pero ha dicho que los empresarios y trabajadores “están haciendo todo lo posible por volver a la normalidad”.

“NORMALIDAD RELATIVA”

La Federación de Empresarios de Comercio de Baleares (Afedeco) ha calificado de “normalidad relativa” la apertura de los comercios de Palma este lunes, primer día después de haber superado la fase 0 del confinamiento y haber entrado en la fase 1.

Desde Afedeco han explicado que la sensación de los comerciantes es “extraña”. “Hay comercios que han abierto con ilusión, otros que esperan a abrir un poco más adelante y otros que han echado el cierre definitivamente”, han dicho.

En esta línea, el presidente de Afedecor, Antoni Gayà, ha recordado que el sector ya venía de una crisis, que provocó un cierre simbólico durante unas horas el pasado febrero. “Era difícil mantenerse para algunos y ahora, tras la pandemia sanitaria, la situación se ha hecho insostenible”, ha lamentado Gayà.

Según Afedeco, hay determinadas zonas del centro, como la calle Olmos, que se han producido alrededor de un 35% de aperturas, otras, como San Miquel, que el porcentaje asciende a un 50-60%, mientras que en Jaime III las aperturas se están realizando en un 30%. En otras zonas como Velázquez, Pedro Garau, Blanquerna o Pascual Ribot, hay más de un 60% de comercios abiertos.

Además, ha aclarado que la primera hora ha tenido un movimiento superior, “personas que necesitaban algún producto y a las nueve de la mañana ya estaban esperando en el comercio”. “Sobre las once de la mañana se ha producido un parón pero esperamos que esta tarde se anime la calle y haya más afluencia de gente”, ha dicho Gayà.

COMPRA EN EL PEQUEÑO COMERCIO

Desde Afedeco y Pimeco han lanzado mensajes a la ciudadanía para que intenten comprar en el pequeño comercio. De hecho, el presidente de Afedeco ha insistido en que “ahora más que nunca necesitamos que haya movimiento en nuestros comercios, que se venda producto local y que reactivemos el motor económico de la Isla”.

Gayà ha remarcado que los comerciantes están “muy ilusionados por vender, recuperar el tiempo perdido y volver a ver a sus clientes pero tenemos que ser conscientes de que la pandemia no ha finalizado”.

Pimeco, por su parte, ha lanzando la campaña “Tu tens la clau” con el objetivo de concienciar a los consumidores de la importancia de comprar en el pequeño comercio. De hecho, la asociación lanzará este mensaje en los pueblos de Mallorca y ofrecerá un bono de comprar para dinamizar el comercio local de cada municipio.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.