Más de mil actas por desobediencia durante el fin de semana en Baleares

Las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, en coordinación con las policías locales, han levantado más de mil actas administrativas por desobediencia en Baleares durante este fin de semana al incumplir las medidas acordadas para contener el coronavirus, según los datos difundidos por el Ministerio del Interior.

Los agentes continúan con los controles en puertos, aeropuertos y carreteras de las islas, donde el tráfico se ha reducido de forma drástica, para dar cumplimiento a las restricciones establecidas por el Decreto que regula el actual estado de alarma.

Se da la circunstancia de que la Guardia Civil impidió ayer por la tarde la entrada en Ibiza de tres pasajeros, dos de ellos extranjeros, por no poder justificar su viaje. Los tres ciudadanos viajaban por separado en un mismo vuelo procedente de Barcelona.

Los agentes les interceptaron tras aterrizar en Ibiza, durante un control de identificación del pasaje. Al no poder justificar su viaje y no ser residentes en la isla, se les propuso para sanción por desobediencia. Luego, tuvieron que embarcar en otro vuelo de regreso a Barcelona.

Mientras, en las carreteras de Baleares, los efectivos identificaron a más de 6.000 personas y supervisaron 5.000 vehículos en los más de 300 controles realizados por la Guardia Civil, Policía Nacional y las policías locales del archipiélago.

Detenciones por incumplir las restricciones en Baleares

Asimismo, los agentes detuvieron ayer a seis hombres, cuatro en Palma, uno en Algaida y otro en Ibiza por incumplir las restricciones establecidas bajo el estado de alarma.

Mientras tanto, los cuerpos de seguridad han incrementado este lunes la vigilancia en los colegios del archipiélago. La medida se ha adoptado ya que los padres de alumnos se han personado en los centros educativos para recoger las tarjetas prepago de las becas comedor.

Del mismo modo, Protección Civil ha colaborado también en el dispositivo en los colegios con mayor número de beneficiarios de las tarjetas en Mallorca.

Policía Nacional y Guardia Civil han acudido a las escuelas como medida preventiva para garantizar las medidas de seguridad en el Decreto que regula la crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19. También se han puesto a disposición de las familias y los docentes para cualquier necesidad que les surja durante el estado de alarma.

Tal y como ha señalado la Delegación del Gobierno, los ciudadanos han demostrado su respeto a las restricciones acordadas.

La decimosexta jornada de restricciones se está desarrollando hoy sin incidencias significativas en el archipiélago. La mayor parte de la población está demostrando su respeto a las medidas acordadas para contener la pandemia del coronavirus, salvo casos puntuales. Los agentes siguen concienciando a los ciudadanos que transitan por la vía pública.

Del mismo modo, Policía Nacional y Guardia Civil continúan en contacto permanente con las residencias de ancianos de Baleares. También con asociaciones de vecinos y entidades sociales para atender a los colectivos más vulnerables frente al COVID-19.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.