Los detalles de los vestidos de la Gala de los Goya que también son de cine

Un año más, la Gala de los Goya, la ya bautizada para todos como “la noche del cine español”, se convierte a la vez en el mayor escaparate de la moda en nuestro país. Detrás de esas apariencias “de cine”, hay horas de trabajo y esfuerzo por parte de diseñadores, modist@s, estilistas, artistas del maquillaje y muchos otros profesionales. Una vez más, la moda y el cine se unen. Una vez más, la moda es algo más que moda.

A estas alturas, probablemente conoces ya quiénes han sido los premiados, y has escuchado sus discursos. Y también tienes memorizada la imagen de Penélope Cruz con su maravilloso e impresionante vestido de Ralph and Russo. Ella no defrauda nunca. La duda es saber qué joyita se nos va a poner esa noche. Ya estoy deseando verla en la gala de los Oscar, en dos semanas. Aunque, dentro de mí, anoche la humanidad se dividió en dos, durante unas horas: Belén Rueda, y el resto. Con su look de Benjamín Friman, vestido de cola y guantes, era una diva en mayúsculas. Cine y moda española en perfecta sintonía.

Vestidos de cine

Hay, ahora mismo, miles de imágenes sobre el evento y sobre las mejor, y peor, vestidas. Y algo de literatura sobre los detalles, que es algo muy interesante, en lo que vale la pena poner atención también. Por ejemplo, si hablamos de los accesorios, es imprescindible hablar de las joyas lucidas por Nieves Álvarez, que nos sorprende con unas esmeraldas, cedidas por Bulgari, de su selección Museo Bulgari y Roma , y que pertenecieron a Gina Lollobrigida. El vestido, de Alberta Ferretti, hecho a medida para ella, iba moviendo sus plumas al paso de la modelo. Imagina qué sensación y qué suavidad del tejido.

La que no llevaba joyas porque, afirmó anoche, quería dejar protagonismo al vestido, era la periodista y presentadora María Casado, que se enfundó un vestido de Sara Montiel, cedido por su hija Thais para la ocasión. “No ha habido que hacerle ni un retoque”, comenta. Bellísima la presentadora, y bellísimo el gesto.

Vanesa Lorenzo con un Givenchy para la ocasión

Otra celebrity que llevaba un vestido vintage era Vanesa Lorenzo, que eligió un Givenchy para la ocasión. Este tipo de iniciativa está siendo cada vez más frecuente en la alfombra roja. Recordemos el vestido que lució Jennifer Aniston en los premios SAG, hace unos días, de John Galliano para Christian Dior. Por cierto, el vestido de Vanesa recuerda un poco a alguno de los presentados esta misma semana por Christian Dior en su desfile de Alta Costura, en París. Los bucles de la vida, y de la moda. Vanesa, eso sí, de complemento llevaba un futbolista.

Cristina Brondo lucía un vestido de Teresa Helbig, hecho con 1000 tiras de tul de algodón, trabajado con la técnica del macramé. Una auténtica obra artesanal.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Premios Goya 2020: @cristinabrondo 💕 #teresahelbig #goya2020 #helbigang

Una publicación compartida de Teresa Helbig (@teresahelbig) el

Me apetece hacer una mención a la galardonada con el Goya a la Mejor Actriz Revelación, Benedicta Sánchez, que iba estilosísima, con su vestido cruzado, un pichi largo, con camisa blanca debajo. Impecable. En fin, todos imprimimos, sin querer, nuestra personalidad a la prenda, y la imagen que resulta deja huella en los que nos ven, igual que el perfume en tu piel. Y algunas personas huelen tan bien…felices días de cine.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.