Caos y confusión tras los cambios en la red de autobuses de Palma

Esther Ballesteros | 18/12/2019

El caos y la confusión eran patentes desde primera hora de la mañana tras los cambios introducidos en la red de autobuses de Palma puesta en marcha este miércoles. Los interrogantes se reflejaban en el rostro de los usuarios de la EMT que aguardaban en sus respectivas paradas para dirigirse a sus destinos.

Si hasta ayer la EMT contaba con 28 líneas diurnas y cuatro nocturnas, con la reestructuración de la red se mantienen las cuatro últimas mientras que durante el día habrá 34 líneas. Los recorridos también se han visto modificados.

Con ello, numerosos pasajeros que no habían recibido la información relativa a la reorganización o no se habían percatado de la misma se han topado con sorpresas inesperadas.

No en vano, las paradas de la Plaza de España, epicentro de la distribución de autobuses en Palma, se encontraban esta mañana atestadas de ciudadanos vacilantes. "Han cambiado las paradas y los ciclos de llegadas", se lamentaba uno de los viajeros en declaraciones a Crónica Balear.

Este usuario recrimina el "caos reinante" y, sobre todo, el hecho de no saber "cuándo llegaremos a nuestro destino".

En la Plaza del Rey Juan Carlos la situación era prácticamente similar. Varios pasajeros han dejado escapar el autobús que les correspondía porque éste ha cambiado su número de línea. "Tenía que coger el número 3 para ir a la Plaza del Progreso, pero ahora resulta que esa ruta la hace el número 4", apuntaba una usuaria.

Junto a ella se amotinaban otros numerosos viajeros enfrentados a la misma situación. Por suerte, una de las líneas que realiza un recorrido similar, la 20, estaba a punto de llegar y han optado por tomarla.

La reorganización ha supuesto modificaciones en un total de 16 líneas y la creación de otras nueve, procedentes de la fusión de varias de ellas y la optimización de las existentes. De esta forma se han establecido la A1, A2, 4, 22, 27, 32, 35, 39 y 47.

Información sobre los cambios en los autobuses

Para informar a los usuarios, la EMT ha editado 80.000 planos de la nueva red. Además, hay 40 informadores distribuidos en dos turnos y repartidos por Palma para atender a los pasajeros hasta el viernes. Veinte informadores trabajarán por las mañanas y otros veinte, por las tardes.

Algunos de los pasajeros, sin embargo, afirman que no han visto a ninguno de ellos y han tenido que echar mano de sus teléfonos móviles para orientarse sobre los cambios puesto que no sabían "adónde ir".

Precisamente, la portavoz de Ciudadanos (Cs) Palma, Eva Pomar, ha lamentado el “caos circulatorio” generado en la ciudad tras el cambio de trazados.

C's lamenta el "caos circulatorio" y las quejas

“Nos han llegado innumerables quejas de usuarios que no han podido llegar a su trabajo en hora y que, incluso, han tenido que optar por el coche al ver cómo se suprimían el paso de líneas en sus paradas habituales”, ha denunciado Pomar.

Según la portavoz, “las redes sociales arden de mensajes de indignación por una decisión que no ha sido explicada correctamente a la ciudadanía”. Asimismo, ha criticado que “en la web que han creado se ve el recorrido, pero no dónde están las paradas y la app de la EMT sigue indicando el recorrido de las líneas antiguas”.

Pomar ha criticado que algunos barrios y zonas han quedado incomunicados, como ha sido el caso de Es Fortí, que "ha quedado sin conexión con el centro histórico al suprimirse del trayecto de la línea 2 las paradas de Balanguera y Rafael Rodríguez Méndez”.

Pomar ha criticado en particular el desamparo de los pasajeros más veteranos, que se encuentran entre quienes más utilizan el bus: "la gente de avanzada edad no tiene por qué mirar Internet ni las redes sociales para saber que le han cambiado el trayecto de la línea que coge habitualmente”. “Es un desastre”, ha sentenciado.

Sentimiento general

0
Comentarios

Hola!, escribe un comentario para esta noticia.Comentar


Lo más visto de la semana
Lo más comentado de la semana