María Perelló


La regatista balear María Perelló, del Club Nàutic S’Arenal (CNA), se ha proclamado campeona del mundo femenina de Optimist por tercera vez consecutiva en un certamen celebrado en la Isla de Antigua, en el Mar Caribe.

Según ha informado el CNA en un comunicado, la ya triple campeona del mundo ha representado a España junto al resto del combinado español formado por Javier Ojeda, Pol Núñez y Jaime Ayarza del Real Club Náutico de Gran Canaria y David Santacreu del Real Club Náutico de Tenerife.

El gerente del Club, Ferran Muniesa, ha asegurado sentirse muy orgulloso de María Perelló y ha celebrado “un triunfo no sólo para el club, sino para todos los mallorquines”. En este sentido ha afirmado que este nuevo éxito les sitúa “en la élite mundial de la vela y viene a avalar todos los esfuerzos a nivel de club desde la base”.

Por otro lado, según ha informado la Asociación Española Clase International Optimist (Aecio), España no solo ha llegado de la mano de la balear, sino que también el canario Jaime Ayarza se ha colgado el bronce en categoría masculina, quedando por detrás del italiano Gradoni y del maltés Richard Schultheis.

Asimismo, desde Aecio han destacado el 12º puesto de Javier Ojeda o el 36º conseguido por David Santacreu. Ya en puestos de atrás, Pol Núñez, siendo su primer mundial su actuación ha sido bastante buena en líneas generales, logrando meterse en el grupo plata y terminar en la posición 97 de la general absoluta.

María Perelló: “Ha sido el Mundial más especial porque ya no volveré a competir con este barco”

María Perelló
BERNARDÍ BIBILONI

Perelló, ha descrito este jueves su reciente título mundialista como “el más especial” de todo su palmarés, debido a que ya “no” volverá “a competir con este barco”.

Así, la deportista balear de 14 años se convirtió el pasado martes en campeona del mundo de la clase Optimist por tercera vez consecutiva, en un certamen disputado en la caribeña Isla de Antigua, y revalidando así sus títulos logrados en 2018 (en Chipre) y en 2017 (en Tailandia).

Perelló ha sido recibida en el aeropuerto mallorquín de Son Sant Joan, cansada aunque “muy contenta” con el resultado que la mantiene en lo más alto de la vela internacional. “Este ha sido el Mundial más especial porque ya no volveré a competir con este barco”, ha comentado.

“Hasta el último día sabía que estaba ganando, pero una descalificación y un fuera de línea en la última jornada hicieron que todo se complicara y estaba todo muy ajustado”, ha dicho. “Estaba muy nerviosa y lloré mucho, pero cogí fuerzas pensando que eran mis últimas horas en la clase Optimist”, ha reiterado antes de iniciar su andadura en la clase 420.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.